Cristóbal Dobarro: “Hay que apostar por la diversificación industrial pero es necesaria la especialización para competir”

Cristóbal Dobarro, en su despacho | Jorge Meis
|

Volvemos de las vacaciones con varios temas sobre la mesa. ¿En qué situación se encuentra el comprometido Pacto de Estado para Ferrol promovido por la Xunta?, ¿Hay algún calendario definido?

El tema, que sepamos, está parado. Ojalá que tengamos noticias por parte de las distintas administraciones, Xunta y Gobierno central, que se dé un paso adelante y exista un verdadero compromiso. La Xunta planteó este pacto y no ha habido respuesta concreta de momento. Sí hubo unas reuniones iniciales a las que asistimos nosotros, otros agentes sociales y alcaldes, pero hace varios meses que no hemos vuelto a tener noticias.


Creo que lo que necesitamos en la comarca es unidad política, social, de la sociedad civil, para afrontar los problemas que tenemos, de modo que, además, aquellas reivindicaciones que tengamos que realizar ante las administraciones consigan más fuerza.


Se aproxima la fecha comprometida para el inicio del programa de fragatas F-110 (principios de 2022) ¿qué supondrá este proyecto para Ferrolterra?

Va a ser un proyecto muy importante y un alivio en relación con la carga de trabajo del astillero y el mercado laboral del sector naval. Pero, si bien ese programa es muy positivo y tiene que suponer un salto adelante tecnológico de la industria 4.0, en el astillero de Ferrol no es suficiente, no garantiza la carga de trabajo para la próxima década ni para un futuro. Por eso pedimos una planificación estratégica por parte del Estado para la renovación de la flota, que esté programada y que se sepa cuándo se van a construir nuevas unidades. Con la renovación de la flota y con buena planificación habría carga de trabajo para las próximas décadas.


¿Está más cerca la diversificación industrial o seguimos fiando el futuro de nuestra economía al sector naval?

La diversificación siempre es una palabra que está en boca pero que no es tan fácil, ni se consigue de un día para otro. Hay indicios que son positivos, como la industria offshore, la actividad que se está llevando a cabo en Fene y que es actividad industrial relacionada con la energía. De hecho, en el astillero fenés hay cierto grado de ocupación que antes no existía y que no es simplemente construcción de barcos.


Hay que apostar por la diversificación pero también por la especialización, para ser punteros en ámbitos relevantes y que seamos capaces de competir en el mercado internacional. Queremos que ese sea el esfuerzo que se haga.


El precio de la luz es un problema que está mermando seriamente la competitividad de las industrias electrointensivas, entre las que destaca en nuestra comarca Megasa. ¿Qué medidas considera Cofer necesarias para solucionarlo?

Se trata de política energética nacional e internacional y las medidas concretas se me escapan. Ahora bien, sí que vemos con mucha preocupación esta subida, ya que merma competitividad a nuestra industria, supone un esfuerzo para las familias pero también en el caso de las electrointensivas, como Megasa, esos precios de energía hacen que se puedan plantear actividades de deslocalización que serían verdaderamente un drama en una comarca en la que necesitamos que se mantenga la industria existente y se cree nueva.


Llamamos a las administraciones públicas a que tomen las decisiones necesarias para que se puedan tomar medidas y se consiga establecer un estatuto específico de las industrias electrointensivas o, al menos, para paliar este defecto de competitividad.


Otro hándicap para la competitividad son los peajes en las autopistas gallegas. ¿Cree que los últimos pasos que se han dado para rebajar estos costes son suficientes?

Los pasos que se han dado y las rebajas en el precio de los peajes son bienvenidas por los usuarios y empresas, pero seguimos siendo la comunidad autónoma con más kilómetros de autopistas de peaje. Esto, sumado a la localización en el extremo noroeste de la península, al final hace que decrezca nuestra competitividad.


Solo pedimos el mismo tratamiento que los demás. Otras localizaciones están más cerca de los nudos principales de logística y comunicación y tienen menos costes en transporte, por lo que tienen ya una ventaja competitiva con la que no podemos luchar.


Lo que necesitamos en la comarca es unidad política y de la sociedad para afrontar los problemas que tenemos para conseguir más fuerza en las reivindicaciones


Recientemente se ha hablado de que Endesa y Reganosa podrían estar barajando la integración de sus proyectos de hidrógeno verde. ¿Qué podemos esperar en las comarcas de los fondos europeos Next Generation?

Estos fondos, por la propia naturaleza que tienen y los objetivos que plantean, hacen que sean relevantes en la comarca. Se está apostando por la descarbonización, energías renovables, digitalización de la industria y todos estos principios están muy presentes en nuestro tejido productivo.


Tengo que ser optimista a la hora de que estos fondos ayuden para transformaciones de relevancia en nuestro tejido industrial. Todavía no sabemos cómo van a operar la mayoría, estarán divididos en distintas líneas, pero sí, claro que nuestro entorno es propicio para que se apliquen tanto por la finalidad de los fondos como porque socialmente es lo más justo.


En estos momentos está sobre la mesa una propuesta de subida salarial . ¿Cuál es la posición de Cofer al respecto?

La posición es que no estamos en contra de la subida salarial en función del crecimiento de la economía pero todavía no estamos en ese momento.


El esfuerzo que han hecho las empresas para adaptarse a la subida del salario mínimo hace que si todavía hay que afrontar una nueva subida relevante tengamos dudas acerca de que el mercado laboral sea capaz de absorber esa modificación de las reglas del juego. Creo que incluso se podrían destruir puestos de trabajo.


Cofer ha expresado en diferentes ocasiones su apoyo a la FP Dual, ¿cree que la futura reforma de la Formación Profesional permitirá avanzar en el ajuste de la oferta educativa a la demanda empresarial?

Es muy importante que todos nos concienciemos de que tanto la FP como la enseñanza universitaria tienen que estar lo más ajustados al mercado y lo más cercanos a la realidad, para fomentar que quienes tengan los estudios puedan acceder. Actualmente hay gente sobrecualificada en sectores que el mercado no puede absorber y otros en los que no hay mano de obra. En un entorno con cifras de paro por encima del 18% es difícil de asimilar. Hay que ir en esa línea, no solo en FP sino también en la Universidad, para que los titulados puedan incorporarse de la manera más adecuada al mercado laboral.


¿Cuáles son los ejes de trabajo en los que se centrará Cofer en los próximos meses?

Seguiremos trabajando sobre los mismos temas en que lo hemos hecho en los últimos años. Así, en este sentido, continuaremos con lo que es la promoción de la comarca a nivel nacional e internacional. Seguiremos, además, trabajando en digitalización y también potenciando el eje de formación.


A nivel de desarrollo comarcal, los ejes clave tienen que ser el sector naval, el offshore, el energético y el sector logístico. En todo esto estamos intentando centrar el blanco de nuestras actuaciones.


El no a la eólica no cabe, son necesarias las energías renovables, sin posturas maximalistas


Los proyectos de parques eólicos se están encontrando con bastante oposición en esta zona e incluso la Xunta ha emitido un informe negativo para algunos de ellos . ¿Son compatibles estos macroparques con el medio ambiente y el turismo?

Creo que es necesario estudiarlos caso a caso. Estamos viendo el efecto que tiene en la factura de la energía la dependencia del gas, un gas que tenemos que importar. Si tenemos recursos en energías renovables como el viento, lo lógico es que intentemos aprovecharlo. A mayor actividad humana, mayor consumo eléctrico, y si necesitamos que se dé cobertura a ese consumo necesitamos fuentes de energía. Por las que hay que apostar son las renovables, porque si no queremos estas, ni queremos energía nuclear ni contaminar con CO2, de algún modo hay que producir energía.


Evidentemente habrá que ponderar los impactos humanos, sociales y ambientales de cada instalación, pero alguno siempre tendrá. Me temo que vamos a tener que convivir con estas instalaciones nos guste o no, porque necesitamos energía de cara al futuro.


¿Y qué se puede hacer con los impactos que genera?

Hace bastantes años que el tema de la eólica en Galicia está parado e incluso los parques ya instalados necesitarían una actualización. Hace más de diez años del concurso eólico fallido y no ha habido una renovación en este ámbito. De todos modos, creo que es necesaria la instalación pero luego habría que ver cada caso particular, las afecciones ambientales, etc.


Lo que está claro es que siempre habrá afección, en embalses, aerogeneradores e incluso en la eólica marina, cualquier actividad humana genera afección y el desarrollo humano tiene un coste.


Lo que pido es que no haya posturas maximalistas, el no a la eólica no cabe, habrá que apostar por las renovables y si queremos ser autosuficentes energéticamente habrá que aprovechar todas las fuentes de energía a nuestro alcance y analizar cada caso.

Cristóbal Dobarro: “Hay que apostar por la diversificación industrial pero es necesaria la especialización para competir”