Los talibanes controlan ya 15 capitales y se incrementa la crisis humanitaria en Afganistán

Miles de personas se acumulan en la frontera con Paquistán/EFE/EPA/AKHTER GULFAM
|

Los talibanes tomaron en las últimas horas el control de las importantes ciudades meridionales de Kandahar y Lashkargah, capitales de la provincia homónima y de Helmand respectivamente, y de la occidental Firozkoh, capital de Ghor, elevando a 15 las capitales regionales afganas caídas en una semana.


Estas tres últimas conquistas remarcan la rapidez con la que los talibanes están avanzando en tomar el control del país, después de que en una semana tomaran 15 de las 34 provincias de Afganistán.


Esta en la primera vez en casi veinte años de guerra que el Gobierno de Kabul pierde tantos territorios en cuestión de días.


Unos 250.000 desplazados desde mayo

La ofensiva de los talibanes en Afganistán, que están tomando rápidamente todos los centros urbanos del país, ha causado al menos unos 250.000 desplazados desde su inicio en mayo, y un 80 % de ellos son mujeres y niños, advirtió hoy la Agencia de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR).


Este éxodo se suma a los 150.000 que ya tuvieron que dejar sus hogares entre enero y mayo, y eleva el total de desplazados internos en el país centroasiático a 3,3 millones, según las cifras facilitadas en rueda de prensa por la portavoz de ACNUR Shabia Mantoo.


"El número de víctimas en las imparables hostilidades es inmenso", subrayó Mantoo, quien alertó que Afganistán "va en camino de sufrir la peor cifra anual de fallecidos civiles en conflicto desde que la ONU tiene registro".


Mientras se intensifican los combates en 33 de las 34 provincias afganas, en un momento en el que los talibanes ya han tomado la segunda mayor ciudad del país, Kandahar, y amenazan Kabul, la portavoz recordó que la ONU "pide un alto el fuego permanente y una solución negociada por el bien del pueblo afgano".


Mantoo detalló que la mayoría de los desplazados por el conflicto han evitado dejar Afganistán y "se mantienen lo más cerca posible de sus hogares", aunque unos 120.000 que han huido de zonas rurales y de provincias han buscado refugio en Kabul y alrededores.


Pese a esa pauta de movimientos, ACNUR pidió hoy a los países vecinos que mantengan sus fronteras abiertas a posibles refugiados.


Embajada española

El ministro de la Presidencia, Relaciones con las Cortes y Memoria Democrática, Félix Bolaños, ha asegurado hoy que para el Gobierno es "absolutamente prioritario" garantizar la seguridad del personal y de las personas que trabajan en la embajada de Kabul.


Así se ha pronunciado durante una visita a las obras del AVE en Níjar (Almería) al ser interpelado por el avance de los talibanes en este país.


Bolaños ha asegurado que el Ministerio de Exteriores está trabajando en el asunto con "información de primera mano", y al ser preguntado por una posible evacuación de dicha embajada ha señalado que las decisiones que se adopten serán "comunicadas en su debido momento".


"Para nosotros lo importante es garantizar la seguridad en todo momento del personal que trabaja en la embajada. Exteriores está muy atento y trabajando día a día en el asunto", ha subrayado. 

Los talibanes controlan ya 15 capitales y se incrementa la crisis humanitaria en Afganistán