Renfe inaugura un nuevo sistema de tarifas que permite comprar billetes a la carta

|

El nuevo sistema de tarifas y clases de los servicios Ave y larga distancia de Renfe, que ofrece la posibilidad de comprar billetes 'a la carta', entrará en vigor mañana, jueves.


Por otra parte, también mañana Renfe comenzará a restituir los servicios de cafetería y bar móvil en los trenes Ave y larga distancia, que se suspendieron el 14 de marzo de 2020 por razones de seguridad sanitaria como consecuencia de la pandemia de covid-19.


La nueva estructura comercial de Renfe elimina las tradicionales tarifas y clases, con el objetivo de mejorar la oferta y hacerla más competitiva, con mejores precios de partida y flexibilidad en los descuentos para los viajeros.


De esta manera, para el cliente será más fácil la elección del billete, más inteligible la oferta y sensiblemente más barato el viaje, ha asegurado la compañía ferroviaria.


En la nueva estructura, la oferta se concreta, básicamente, en cuatro tipos de productos: Ave, Alvia, Euromed e Intercity (Avlo se configura como un producto distinto, con un esquema comercial diferente basado en una configuración low cost).


Y en tres opciones de billetes: básico, elige y premium, con las que los clientes configuran su viaje, desde el espacio que ocupan (estándar o confort), pasando por los atributos adicionales que desean comprar.


Descuentos sobre el precio más barato

Asimismo, los trenes Ave y otros de larga distancia se abren a segmentos de la población más sensibles a precio: los mayores de 60 años (titulares de tarjeta dorada), las familias con niños y los jóvenes, a los que se aplicarán descuentos adicionales, siempre sobre el precio del billete más barato de cada opción.

Hasta ahora, estos clientes disfrutaban de descuentos sólo sobre la tarifa flexible (la más cara).


La clave principal del nuevo sistema es la adaptación de la oferta al cliente, que va a elegir lo que necesita, lo que quiere recibir y lo que está dispuesto a pagar en cada momento.


El nuevo esquema parte de los precios de referencia actuales (llamados tarifa flexible) y permitirá la aplicación de un sistema de precios dinámicos.


Los descuentos podrán llegar a ser del 75 % (actualmente, un máximo del 70 %) y serán mayores en aquellos días y horas considerados ‘valle’, para orientar la demanda sensible al precio y con mayor disponibilidad a los trenes más baratos.


La nueva estructura comercial se va a traducir en un precio mínimo garantizado para los billetes obtenidos con tarjeta dorada, al ofrecer siempre un 25 % de descuento sobre el mejor precio de cada tren.


Así, el descuento medio que actualmente se aplica a los titulares de esta tarjeta, que está situado en el 36 %, mejorará de forma sustancial, hasta alcanzar el 49 %, y hay posibilidades de mejores precios en trenes ‘valle’.


Habrá también un precio mínimo garantizado para niños, con descuentos del 40 % siempre, en todos los billetes, frente al sistema actual, que aplica la misma rebaja pero sólo sobre la tarifa flexible.


Respecto a los jóvenes, habrá descuentos de hasta el 30 % sobre el precio más barato de cada tren. Todos los billetes vendidos hasta este momento, bajo el modelo tradicional de tarifas y clases, son absolutamente válidos y no cambia su configuración, ha explicado Renfe.


Controles aleatorios

Con la puesta en marcha del nuevo diseño, Renfe va a adoptar el billete nominativo, en el que figurarán los datos del viajero (modelo idéntico al de la aviación y a otras compañías ferroviarias europeas).


Renfe podrá realizar controles aleatorios durante el embarque, para verificar que la identidad del titular del billete es la misma que la del viajero y que es cliente con derecho a los descuentos que se ha aplicado durante el proceso de compra. 

Renfe inaugura un nuevo sistema de tarifas que permite comprar billetes a la carta