Una discrepancia más que lógica

|

CONFIRMADO: Carolina Bescansa, la burguesa compostelana a la que le dio por pintar de aburrido morado una vida que iba a estar llena de colores vivos, se ha matriculado en las oposiciones “Quiero ser militante del PSOE” y se está aplicando para sacarlas a la primera. Cada vez está más separada de la casa morada –habría que echar un vistazo a la guía de colores de la Xunta, porque no sería raro que figurase en el apartado dedicado al feísmo– en cuya fundación participó. Su último paso alejándose de las tesis oficiales consiste en la clara advertencia sobre el riesgo que entraña una consulta en Cataluña. Si eso es discrepar, viva la discrepancia. FOTO: bescansa | aec

Una discrepancia más que lógica