Beauvue, conductor comprometido

|

claudio Beauvue se ganó un poco más el corazón de los deportivistas con su espectacular chilena al palo en el partido contra Las Palmas –que la jugada estuviese invalidada es lo de menos– y, sobre todo, con su peculiar forma de marcharse del estadio al terminar el partido. El patinete eléctrico. Qué diferencia con aquellas épocas en las que los jugadores del Depor parecían competir por saber cuál de ellos tenía el coche más caro o el más llamativo –a veces para

mal–. Estamos asistiendo a una nueva era de futbolistas sin endiosar y, encima, comprometidos. Eso sí, le va a hacer falta un chubasquero. FOTO: beauvue, al acabar el partido | ana guerra

Beauvue, conductor comprometido