Una cosa es predicar y otra muy distinta jugarse el sueldo

|

ADA Colau y Pablo Iglesias están dispuestos a seguir tirando del rollito de la ambigüedad hasta el último segundo. Cualquier cosa les parece válida si con ello creen que pueden conseguir algún rédito político y en lo último que andan es en montar un gran acto soberanista con la excusa de la Diada. Según ellos se trata de dar una respuesta “a los ataques del PP”, para el resto de los mortales, todo es por intentar seguir enredando a cuenta de la secesión. Está claro que este acto no le supondrá ningún problema a ambos. Lo que ya no está tan claro es que la alcaldesa barcelonesa vaya a dar apoyo al referéndum del 1-O. En este caso si que le puede ir el sueldo en ello, ya que puede ser inhabilitada y, con la excusa de que todavía tiene mucho trabajo por delante, todo parece indicar que no se jugará el tipo. FOTO: Iglesias y colau | AEC

Una cosa es predicar y otra muy distinta jugarse el sueldo