Mato y Rey creen que “é o momento” de impulsar el tren entre Ferrol y A Coruña

Mato, en primer plano, flanqueado por Inés Rey y Xoán Vázquez Mao y con Rodríguez Bugarín en pantalla
|

El alcalde de Ferrol, Ángel Mato, aseguró ayer, durante la presentación del informe del catedrático Miguel Rodríguez Bugarín encargado por el Eixo Atlántico, que “é o momento de apostar” por un nuevo trazado ferroviario entre la ciudad naval y A Coruña, una infraestructura que, subrayó, “ten que estar na axenda política do goberno galego” y ser “prioritaria” en la reunión que a comienzos de abril mantendrán el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, y el ministro de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, José Luis Ábalos.


Mato compareció en el Concello junto con su homóloga coruñesa, Inés Rey, y el secretario xeral del Eixo Atlántico, Xoán Vázquez Mao, para reafirmar su demanda a las administraciones supramunicipales de liquidar una conexión de comienzos del siglo XX y sustituirla por otra “acorde co momento actual”, más eficiente, ecológica y sostenible que permita vertebrar el territorio y dinamizar la economía. El regidor, igual que manifestaron antes Rey y Vázquez Mao, incidió en que ahora que se discute y concreta la relación de proyectos en los que invertir los fondos europeos debe priorizarse este, “de futuro e imprescindible”. Pero para ello, recalcó, es clave “recuperar a idea de que o eixo atlántico ferroviario vai de Ferrol á fronteira con Portugal”. El deseo está cuantificado, como ya se adelantó en noviembre: 730 millones.


“Una corredoira”

La petición de los alcaldes de Ferrol y A Coruña se fundamenta en el estudio realizado por el catedrático de Ingeniería e Infraestructura de los Transportes de la Universidade da Coruña, Miguel Rodríguez Bugarín, que participó en el acto telemáticamente para explicar las principales conclusiones del mismo.


Tras recordar los antecedentes históricos del proyecto, principalmente el del trazado Betanzos-Ferrol –transcurrieron 49 años entre los primeros estudios y la inauguración de la línea en 1913–, Bugarín reconoció que la orografía y la decisión de ahorrar costes en su momento desembocaron en un tendido “complicado, de los más difíciles de España”, que repercutió directamente en las velocidades. Transcurrido el tiempo sin un solo cambio en el trazado, la consecuencia, ilustró el ingeniero, es que "lo que hay en estos momentos es, desde el punto de vista ferroviario, una corredoira".


Los datos son bien conocidos ya. El viaje entre Ferrol y A Coruña dura 77 minutos –en autobús por la AP-9 son 45 y poco más de media hora en vehículo privado–. "Son tiempos que se corresponden con otra época", indicó Rodríguez Bugarín antes de recordar que la velocidad máxima en más del 90% del trazado entre Betanzos y Ferrol no supera los 75 kilómetros por hora “sin paradas”. “Por lo tanto”, recalcó, “no es cuestión de disponer de trenes más potentes; es el trazado el que condiciona las posibilidades”.


Bugarín también se refirió al proyecto –en estos momentos en fase de estudio informativo– para eliminar el by-pass de Betanzos, una actuación que apenas acortará el viaje en seis minutos y medio y que, en el mejor de los casos, no estaría operativa antes de 2025. “No va a favorecer que se utilice más el tren”, lamentó.


Precisamente a los efectos de estos tiempos en el uso de la línea –“en tendencia decreciente”, dijo– se refirió el autor del estudio. En 2010, el aprovechamiento medio era del 13,5%, por el 10,5% registrado cinco años después. Anualmente, el servicio supera ligeramente los 49.000 pasajeros, con el hándicap de que apenas un 8,3% son viajeros recurrentes. Con este volumen, el déficit económico de la línea alcanza prácticamente los dos millones de euros por ejercicio.


La solución –que es también la conclusión a la que llega el informe– no pasa sino por construir un nuevo trazado que reduzca a la mitad los tiempos actuales y que sea “equivalente al que existe entre A Coruña y Vigo”, actuación que, en la práctica, supone, insistió el ingeniero, devolver a Ferrol al Eixo Atlántico.


Por su parte, la alcaldesa herculina manifestó que hoy debe haber “unha visión global da mobilidade” y que con esa perspectiva urge “unha conexión entre ambas cidades propia do século XXI” que permita “bombear a riqueza económica da provincia”.


Por último, el secretario xeral del Eixo recordó que en materia de corredores de transporte “temos o mesmo dereito ca o Mediterráneo” y que la apuesta por un tren moderno debe ser “estratéxica para Galicia”. “Hai que preguntarlle á Xunta”, añadió, “se vai seguir pensando nas próximas eleccións ou se, como os alcaldes, pensará nas próximas xeracións”.

Mato y Rey creen que “é o momento” de impulsar el tren entre Ferrol y A Coruña