Tres de un tiro

|

con lo bonito que era ver al Marchena formalito, y formalista acorde al derecho español y normas europeas, otorgante  con las defensas aceptando pruebas no presentadas antes, y como testigo al ex ministro Zoido, y con sumo cuidado de no meter el zueco ni crear tensiones, ¡Puff! se jodió el invento. Pero ¿antes era tan “así”, o lo es desde que los jueces europeos que recibieron sus  extradiciones no le hicieron ni puto caso, y sabiendo que el ojo que todo lo ve le observa, quiere no cometer errores que llevaran a provocar indefensión ante el Tribunal de Estrasburgo? Pues ahora, si el Marchena quiere terminar el asuntejo antes de comenzar las elecciones generales, debe  andarse con sumo cuidado porque tiene quinientos testigos que oír, y las prisas son jodidas. Parece como si el Torra la hubiera tomado con él, y hubiera cascado los presupuestos para joderle el día tanto como al Sánchez, y de paso a toda la tropa. El Torra, como buen catalán, si puede mata tres pájaros de un tiro para ahorrar cartuchos.

Tres de un tiro