Ai Pepiño adiós

|

de Pepu Hernández sé lo que muchos. Es entrenador de baloncesto y fue seleccionador nacional. De su personalidad e ideología política, nada de nada. Niente. Pero creo que mal debe andar el PSOE, cuando presenta como candidato a la alcaldía de Madrid, a un baloncestero de pro. ¿Quiere decir que no tienen a otro con carisma y experiencia política en su partido? Ni lo sé, ni me importa. Allá ellos. Lo que me importa, muy relativamente, es qué candidatos se presentarán a la alcaldía de Ferrol; si serán peloteros, como Pepu, o pelotilleros con la ciudadanía, como muchos, y a los que lo único que les importa es medrar. Quizá haya excepciones, pero ¿quién lo sabe? Yo tampoco. 
Como ven, no tengo puta idea de estas cosas, ni falta que me hace. Ya tengo mis preocupaciones en las que emplear el tiempo. Enfrentarse a la Carmena, persona con experiencia en el cargo (y más falsa que Judas, por el “caso Errejón”) es todo un reto. ¡Cuidadito con las personales Pepu! Para tocar el pito ya están los árbitros. Y yo.

Ai Pepiño adiós