Roberto Casteleiro Fernández “Caladiño”

Diario de Ferrol-2019-10-20-011-e5a2127b
|

El actor y director de teatro Roberto Casteleiro Fernández nació en la calle Real de Ferrol el 13 de junio de 1939, siendo su padre Manuel Casteleiro, natural de Mugardos y emigrante en su juventud a América, y su madre Antonia Fernández, natural de Ferrol. Estudió en el colegio del Sagrado Corazón, y luego en la Escuela Obrera y en la Escuela de Aprendices de la Empresa Nacional Bazán de Ferrol, donde ingresó el año 1953.  Después de hacer el servicio militar, el año 1957 empezó a trabajar en los talleres de la empresa Bazán.

Desde joven Roberto Casteleiro estuvo muy vinculado a la vida cultural de la ciudad, así como al mundo teatral gallego. Fue uno de los impulsores del Bachillerato nocturno en el instituto Concepción Arenal, colaborando con el Teatro Estudio y el Cine Club del instituto. En los años 1970 formó parte de varias directivas del Ateneo Ferrolán, fue uno de los fundadores de la Asociación Cultural Fuco Buxán y colaboró con el Liceo Rubia Barcia y Centro Social Santa Mariña. Vinculado a los movimientos de la izquierda política, participó de forma activa en las primeras celebraciones del Día das Letras Galegas.

Después de estar empleado durante varios años como electricista en la Empresa Nacional Bazán, dejó este trabajo y se trasladó a principios de los años 1970 a Barcelona, donde estudió la carrera y se licenció en Geografía e Historia en la Universidad de Barcelona, versando su trabajo de licenciatura sobre la Colonia Gúell de Santa Coloma de Cervelló. La estancia en Barcelona de Casteleiro Fernández le marcó profundamente, dejando en la capital catalana un amplio círculo de amigos a los que siguió visitando después de su jubilación, pasando durante los últimos años de su vida más tiempo en la ciudad de Barcelona, donde precisamente fallecería, que en su localidad natal. 

El profesor ferrolano ejerció la docencia en los Institutos Marqués de Suances, donde organizó la biblioteca, y Concepción Arenal, dirigiendo el Seminario de Estudios Graduados Sociales de Ferrol. Después de aprobar las oposiciones a profesor de Formación Profesional estuvo dando clases en el Instituto Lauro Olmo del Barco de Valdeorras  y en los Institutos San Pedro de Leixa y Carballo Calero, ambos de Ferrol, hasta su jubilación el año 2001. En el Barco de Valdeorras, donde estuvo destinado seis años, tuvo una intensa dedicación al Grupo de Teatro que allí creó, dinamizando la vida cultural de la localidad.

Persona de una amena conversación y gran conocedor tanto de la cultura gallega como de la historia local ferrolana, dentro de su trabajo como profesor, tuvo una acusada dedicación al mundo del teatro y del cine. Roberto Casteleiro formó parte de varias compañías de teatro, caso del grupo teatral O Castelo, de Moeche, al que dirigió y con el que representó las obras de Daniel Cortezón “Os irmandiños” y “Pedro Madruga” a lo largo de diversos escenarios de Galicia. Igualmente participó como actor en “Unha batalla de Brión” del autor local Eduardo Fra Molinero, obre representada en el castillo de San Felipe. 

Su mayor éxito en el cine lo consiguió Roberto Casteleiro con la película “Sempre Xonxa”, en la que interpretó el papel del personaje llamado “Caladiño”, que le dio una gran popularidad y con el que posteriormente fue conocido. La citada película está considerada el primer largometraje gallego y una de las primeras obras de ficción rodadas en Galicia. Se trata de un  interesante trabajo sobre el mundo de la emigración y sus consecuencias emocionales, que dirigió Chano Piñeiro el año 1989. En la película, que los críticos incluyen dentro del realismo mágico propugnado por Álvaro Cunqueiro, además del actor ferrolano intervinieron Vidal Bolaño, Miguel Insua, Aurora Redondo, Uxía Blanco y Manuel Ferrol, el fotógrafo de la emigración.   

Roberto Casteleiro fue colaborador de diversas revistas locales como Ateneo Ferrolán, Razón Socialista, Fuco Buxán y FerrolAnálisis. Por su continua dedicación al mundo de la cultura el año 1990 fue distinguido por el Concello de Ferrol con el título de Ferrolán do Ano. Su amigo el escultor ferrolano Xoán Xosé Braxe eligió su rostro como uno de los protagonistas del grupo escultórico, levantado en el barrio de Recimil  en memoria de los fallecidos del 10 de marzo de 1972.

El actor ferrolano falleció a los 77 años de edad en Barcelona el 21 de agosto de 2016, durante uno de los muchos viajes que realizó a la capital catalana, siendo posteriormente enterrado en el cementerio de Catabois en Ferrol. En diciembre de ese mismo año se llevó a cabo en el teatro Jofre un acto en su memoria, incluyendo la proyección de un documental sobre su vida. Tanto Guillermo Llorca en su reciente publicación “Ferroláns” como José Torregrosa en la publicación Razón Socialista se extienden en diversos aspectos de su vida y obra. Aunque durante los últimos años, dadas sus frecuentes ausencias de Ferrol por sus viajes con destino a la ciudad condal, fui perdiendo mi relación con Roberto Casteleiro, nunca dejaré en el olvido aquellas tertulias que durante varios años compartimos con amigos comunes en el Ateneo Ferrolán. 

Unas reuniones en las que tratábamos de variados asuntos, en su mayoría referidos a nuestro Ferrol natal que entonces ya conocíamos como la Ciudad Ensimismada. Siempre estaba al quite Roberto Casteleiro, con su peculiar gracejo y su acerada crítica.
.   
jjburgoa@hotmail.com

Roberto Casteleiro Fernández “Caladiño”