El Concello recuerda a los maderistas la obligatoriedad de comunicar las talas

Estado que presentaba la pista de Lourido, en Naraío, antes de ser reparada
|

El Concello de San Sadurniño ha tenido que requerir a la empresa Ence, responsable de la tala de una masa de eucaliptos en la parroquia de Naraío, la obligatoriedad de comunicar previamente cualquier actividad extractiva que desempeñen en el municipio y reparar los daños que causen durante la misma. La actividad, que no contaba con la comunicación previa al Concello ha dejado prácticamente inutilizable la pista para los vehículos más pequeños, tal y como indicó el alcalde, Secundino García. “A pista era unha completa lameira e, ademais, os traballos estaban facéndose sen ningún tipo de sinalización e sen comunicarllo antes ao Concello”, indicó el regidor. “Parece mentira que nos tempos que corren aínda haxa empresas que pensen que son donas de todo e que poden andar ao seu aire polo público e polo privado coa escusa de que por algún lado teñen que sacar a madeira”, dijo.
Tras requerirle a la multinacional la limpieza del firme y el arreglo de los desperfectos, ya solventados, el Concello recuerda a las empresas maderera la obligatoriedad de comunicar previamente estos trabajos, tal y como recoge la ordenanza municipal aprobada hace tres años y que regula la actividad extractiva de madera en quitas de más de 20 metros cúbicos.
El objetivo de la misma no es otro que el articular medidas que protejan las infraestructuras públicas y obligar así a las madereras a que se responsabilicen de los daños causados. La misma recoge que las firmas que operen en el municipio deberán estar inscritas en el registro municipal y comunicar las talas tres días antes de acometerlas. En caso de infracciones cualificadas de muy graves como la que la pasada semana protagonizó Ence en Naraío, las sanciones que llevan aparejadas pueden llegar a los 3.000 euros.

El Concello recuerda a los maderistas la obligatoriedad de comunicar las talas