El Oxford Test of English, para qué sirve y sus alternativas

English Language
|

Hoy en día si no sabes inglés te pierdes muchas cosas y oportunidades laborales. Por ejemplo, la gran mayoría de los adolescentes son bilingües debido a que están expuestos constantemente a la lengua de los ingleses a través de las redes sociales o siguiendo a sus estrellas favoritas de Hollywood. Este idioma está tan globalizado y expandido en internet que aprenden casi sin darse cuenta, eso sí, de una manera mucho más coloquial que los exámenes oficiales para reconocer el conocimiento del idioma requieren.

Hay varios niveles del conocimiento del inglés reconocidos y con título (A1 y A2 siendo los niveles más básicos; B1 y B2 son los niveles más populares entre la población, es un nivel medio alto que se considera que tiene suficiente conocimiento del lenguaje para mantener conversaciones fluidas; el nivel C1 es avanzado, y el C2 es de experto lo que sería comparable con el nivel de alguien nativo.)

Uno de los exámenes reconocidos es el Oxford Test of English, que es relativamente nuevo así que el problema es que puede no ser reconocido en algunos sitios. Este es un examen que consiste de cuatro partes, como la mayoría de estos exámenes, cada parte corresponde a una de las competencias o destrezas básicas lingüísticas: Reading (leer), Listening (escuchar), Speaking (hablar) y Writing (escribir).

De momento hay unas 60 academias de inglés con autorización para realizar este examen a fecha de este artículo. El Oxford Test of English sirve definitivamente para aquellos que quieran disponer de un título pero la pega es que no certifica si la persona tiene un nivel de C1.

Una alternativa al Oxford Test of English

Si eres alguien con un alto nivel en el idioma y necesitas una alternativa el C1 Advanced de Cambridge es perfecto para ti. Esta titulación de alto nivel demuestra que tienes las destrezas lingüísticas que las empresas y las universidades están buscando.

En este caso este examen, como la mayoría de los que vienen de Cambridge son reconocidos por muchos más centros (más de 8.000) que el de Oxford, aunque este último no es que sea moco de pavo pues Oxford University Press es líder en España en cuanto a la enseñanza del inglés se refiere. Pero el C1 Advanced de Cambridge está diseñado para evaluar cómo los estudiantes utilizan el inglés para comunicarse en situaciones complejas tanto de la vida real como académica o profesional. Además, aparte de las mismas pruebas que el de Oxford, Reading (leer), Listening (escuchar), Speaking (hablar) y Writing (escribir), también tiene una parte de Use of English (uso del inglés), una mezcla de gramática y vocabulario que evalúa el nivel de inglés de manera muy exhaustiva.

¿Qué nota hay que sacar para aprobar?

Pero, ¿cómo se puntúa esta prueba? Porque todos podemos tener un mal día y por mucho que hayamos estudiado o por mucho nivel de inglés que tengamos podemos cometer errores al ponernos nerviosos, por esa misma razón, ¿cuántos errores o fallos nos podríamos permitir?

La puntuación necesaria para aprobar los exámenes de Cambridge varía entre examen y examen ya que Cambridge English tiene un sistema de puntuación diferente para los exámenes más comunes: Preliminary (PET), First (FCE), Advanced (CAE) o Proficiency (CPE).

Si el examen consta de 4 partes, cada una tiene un peso de un 25% y si tiene 5 partes, cada una un 20%. Dentro de cada parte, algunas preguntas puntúan 1 punto mientras que otras cuentan 2, dependiendo del examen y del ejercicio. Los criterios de evaluación de cada examen de Cambridge English pueden leerse en su página oficial.

Hasta finales de 2014, para aprobar un examen simplemente tenías que tener un porcentaje en concreto. Para los puntuados en KET y PET tenían que llegar al 70% y los de FCE, CAE y CPE al 60%. Entonces, te salía una nota y si tenias una A, B o C quería decir que lo tenías aprobado basándose en el porcentaje que se obtenía.

Pero eso la normativa cambió en enero de 2015, y desde entonces, aunque sigues teniendo que obtener un 60 o 70% de la puntuación total del examen, tus resultados ya no son publicados en forma de porcentaje, sino en forma numérica.

Esto fue porque, en enero de 2015, Cambridge Assessment English (antes conocido como Cambridge English Language Asessment) publicó su propia escala de resultados, llamada “Cambridge English Scale“.

La escala de Cambridge English funciona con una puntuación desde los 80 puntos hasta los 230. De esta manera Cambridge ha diseñado su propia escala y la puntuación total de sus exámenes para poder utilizarlos de manera lineal con los niveles establecidos por el Marco Común Europeo. Por este motivo, si un candidato obtiene una puntuación de, por ejemplo, 175, sabremos que ese candidato tiene aproximadamente un nivel B2 alto.

Para calcular la puntuación, simplemente sumamos los puntos de las preguntas correctas, y luego aplicamos los porcentajes del 20 o 25% a cada parte, y sumamos.

El Oxford Test of English, para qué sirve y sus alternativas