El Gobierno local desestima casi todas las alegaciones a la renta social municipal

Silvia Cameán es concejala de Justicia Social
|

La concejalía de Justicia Social desestimó 17 de las 22 alegaciones presentadas a la renta social municipal. Tres del BNG, una de ellas también propuesta por el PP, una del PSOE y la referente a la inclusión de los “sin papeles” fueron estimadas por el Gobierno local.

Los grupos se reunirán el próximo martes para negociar las propuestas y aprobar el texto definitivo de la ordenanza.

El Bloque Nacionalista Galego fue la agrupación que mejor respuesta obtuvo a sus alegaciones, ya que tres de ellas fueron estimadas. Una de ellas es la que solicita que el apartado referente a la escolarización de menores siga los términos marcados por el sistema educativo estatal.

Además, también aceptó la retirada de la condición de acceso a una vivienda independiente en un plazo de cuatro meses, ya que debe estar en los itinerarios de inclusión y no en la ordenanza. Finalmente, estimó la relativa a comunicar los cambios en el número de personas que forman la unidad de convivencia, y que ahora solo será necesario cuando esto tenga efectos en la percepción de la renta, aspecto que también fue propuesto por el PP.

Como ya anunció hace días, el Gobierno local estimó la alegación de BNG, PSOE, diversas agrupaciones y particulares referente a que las personas que no se encuentran en una situación de residencia legal en España también puedan solicitar esta prestación.

Mientras tanto, la concejalía de Justicia Social también dio el visto bueno a la alegación del Partido Socialista en la que solicitaba que el transporte se incluyese entre las necesidades básicas definidas en el texto.

 

dudas

Aunque admite que la interpretación mantenida es “defendible”, el Consistorio desestimó la alegación del PP relativa a que la renta se adapte a la Ley de Subvenciones de Galicia en materia de justificación de los gastos por parte de los beneficiarios.

Esta propuesta será con probabilidad una de las más discutidas durante la comisión de Justicia Social del próximo martes, en la que se negociarán las alegaciones antes de la aprobación definitiva de la ordenanza reguladora de la renta social.

El Gobierno local desestima casi todas las alegaciones a la renta social municipal