El Sílex se proclamó campeón tras remontar en la final ante el Lumelar

|

 

El Sílex reeditó su título de campeón de la Liga Gallega de Clubes después de superar en la final de la competición al Lumelar, en un emparejamiento que no arrancó bien para los ponteses pero en el que fue capaz de remontar en la última entrada. 
Ambas formaciones se mostraron como las más contundentes en la fase final de una competición que se disputó en el pabellón de Atios, en Valdoviño, y en la que uno de los grandes atractivos para el deporte local radicaba en la presencia de hasta cuatro escuadras –de las ocho participantes– de Ferrolterra. Tanto el Sílex, por una de las partes del cuadro, como el Lumelar, por la otra, fueron avanzando rondas sin grandes contratiempos hasta llegar a la final. En cuartos, los ponteses se deshicieron del Arqueiros de Cambre, en el que sin duda fue el más asequible de todos los emparejamientos que disputaron. 
Su rival en semifinales salió del derbi local entre el Arco Narón y el Arco Ferrol, en el que los departamentales se mostraron más atinados y acabaron imponiéndose por tres puntos de diferencia, quedando así el club naronés apeado de la lucha por las medallas. En los otros dos emparejamientos, el Lumelar se deshizo, precisamente, de la escuadra B de la entidad naronesa, que había cumplido con creces sus objetivos alcanzando esta fase final. En su camino hacia la el último duelo, esta formación derrotó también al Guitiriz –los lucenses habían ganado previamente al Iadovi–. Con tantos equipos de Ferrolterra en liza, la jornada no hizo más que propiciar partidos de máxima rivalidad y, así, en semifinales, los protagonistas del derbi fueron Sílex y Arco Ferrol que pelearon encarnizadamente por una plaza en la lucha por el oro. Finalmente, aunque no por un margen demasiado amplio, fueron los ponteses los que salieron airoso.

Final
El duelo decisivo no pudo arrancar de peor manera para el Sílex, que contó en esta ocasión con Maikel Alvariño, Dani Castro, Ricardo Gabeiras y Luis Porto. En la primera entrada una de sus flechas se fue de la diana y ello les acarreó una desventaja de dos puntos. Al Lumelar se le puso la final de cara, pero no supo aprovechar su renta y, con mucha concentración, el Sílex volvió a tomarle el pulso al partido. Los de As Pontes iniciaron una remontada que culminaron en la última entrada, logrando finalmente la medalla de oro con solo un punto de diferencia a su favor en un partido absolutamente vibrante.
El Guitiriz los acompañó finalmente en el podio tras superar en la lucha por el tercer puesto al Arco Ferrol.

El Sílex se proclamó campeón tras remontar en la final ante el Lumelar