Las empresas que integran la Bolsa española ganan hasta junio un 34% más que un año antes

|

Las empresas que componen el principal indicador de la Bolsa española, el Ibex 35, lograron en los seis primeros meses del año un beneficio neto de más de 21.400 millones de euros, un 34,1% más que en el mismo período de 2014, un porcentaje al que no se llegaba desde 2006.

Aunque la cifra absoluta aún está lejos de los más de 33.000 millones logrados entre enero y junio de 2009, tras los duros años de la crisis las principales empresas cotizadas españolas viven ya un período de expansión de los beneficios. Y es que en porcentaje, la mejora de los beneficios es la más elevada para el primer semestre desde 2006, última vez que se superó el 35%.

El año pasado, para el mismo período, la mejora de los beneficios fue del 11%, y un año antes, del 9%, tras la caída del 36% experimentada en 2012. La comparativa no es exacta, ya que la composición del Ibex no era la misma en junio de este año que doce meses antes, pues en entre junio de 2014 y junio de 2015 ha habido incorporaciones, altas y bajas en el selectivo español. 

Aena y Acerinox se incorporaron al índice el 22 de junio en sustitución de Acciona y BME, en tanto que Jazztel fue excluida como consecuencia de la oferta pública voluntaria de adquisición de sus acciones formulada por Orange, y en su lugar regresó Acciona, que estuvo entre el 25 de junio y el 20 de julio fuera del índice. El escaso volumen diario de negociación fue el motivo de que Bolsas y Mercados Españoles (BME), la sociedad de cartera que agrupa a las cuatro bolsas españolas, y que cotizaba en el Ibex desde julio de 2007, cuando sustituyó a Metrovacesa, también abandonara el índice en junio. 

Entre los seis primeros meses de este año, solo tres de las cotizadas del Ibex –ArcelorMittal, FCC e Indra– sufrieron pérdidas, y otras cuatro –DÍA, Gas Natural, Mapfre y Repsol– redujeron sus beneficios respecto al primer semestre de 2014.

Para el resto de las grandes cotizadas, el ejercicio ha sido muy bueno, particularmente para algunas, como Abertis, IAG o Mediaset. Tampoco se pueden quejar los grandes valores del mercado, que con excepción de Repsol batieron sus previsiones.

Por sectores, la gran banca puede estar satisfecha, ya que de forma conjunta el Santander, el BBVA, Caixabank, Bankia, el Sabadell y el Popular se apuntaron un beneficio neto de 7.989 millones de euros, el 48% más que en el mismo período de un año antes. No tan boyante fue el primer semestre para las grandes compañías eléctricas –Iberdrola, Endesa y Gas Natural Fenosa–, que en total ganaron 3.127 millones de euros, apenas un 1,62% más que en el mismo período de 2014, por la mejora de la situación macroeconómica, que repercutió en un repunte de la demanda energética y de los precios, y por el buen comportamiento de los negocios internacionales.

Las grandes constructoras españolas –Acciona, ACS, FCC, Ferrovial OHL y Sacyr– mejoraron un 37% sus resultados conjuntos, a pesar de los números rojos que registró FCC.

Por lo que respecta a otros pesos pesados del mercado español, Inditex ganó un 26% pese a que el negocio en España continua perdiendo peso en la facturación global del grupo, en tanto que Telefónica ganó 3.693 millones, el doble que un año antes.

Las empresas que integran la Bolsa española ganan hasta junio un 34% más que un año antes