El ICEX ve una gran oportunidad en el Brexit para los puertos gallegos

La conexión ferroviaria del puerto exterior resultaría clave para aprovechar la oportunidad | jorge meis
|

El Instituto Español de Comercio Exterior –ahora denominado ICEX España– considera que la salida del Reino Unido de la UE, el famoso Brexit, podría suponer una gran oportunidad para los puertos de Galicia de mejorar substancialmente sus infraestructuras. En una entrevista concedida a la agencia Europa Press, el director territorial de Comercio de la entidad, Sergio Prieto, reflexionó sobre las posibles repercusiones comerciales para la comunidad galaica que provocaría el divorcio con Londres.

Según señala Prieto, una de las consecuencias más importantes de la ruptura sería el aumento del tiempo en el que las mercancías tendrían que estar en el puerto para pasar la frontera, lo que podría provocar un colapso en los mismos de no haber una “vía de escape”. En el caso de España, las dos zonas de entrada más prominentes son Santander y Bilbao, por lo que el aumento de las inspecciones y tiempos de espera haría mucho más viable buscar rutas alternativas para evitarlos.

Así, Sergio Prieto ve en los puertos gallegos –Ferrol y A Coruña en particular– una gran alternativa a los destinos del País Vasco y Cantabria, pues el tiempo extra invertido en alcanzar las costas galaicas sería paliado por un tiempo de espera mucho menor. No obstante, Prieto recalcó la gran importancia de agilizar las obras de mejora de infraestructuras en ambos puertos, dado que de nada sirve ofertar una alternativa a Reino Unido si, una vez desembarcada la carga de los buques, esta se ve paralizada ante la imposibilidad de darle salida de una forma dinámica y eficiente.

“La Autoridad Portuaria de A Coruña y de Ferrol pueden ver esta oportunidad y decir: pues vamos a intentar negociar líneas comerciales con Reino Unido y hacernos valer para que entren por aquí”, afirmó Prieto, calificando estas alternativas como una “tendencia natural”.

Planes de contingencia
Una de las primeras reacciones del mundo financiero tras la victoria del “sí” en el referéndum del Brexit fue trasladar sus sedes de Londres a otras grandes ciudades europeas con el objetivo de no poner trabas a sus negocios una vez se haya materializado el divorcio.

Esta tendencia a establecer planes de contingencia no se ha extendido entre las empresas gallegas, según asegura Sergio Prieto, que están convencidas de que “todo va a seguir igual, pero no”. El director señaló que cerca del 70% de las compañías de la comunidad que exportan a Reino Unido no se han adaptado porque no son conscientes “de la problemática que puede traer a corto, medio y largo plazo”.

El ICEX ve una gran oportunidad en el Brexit para los puertos gallegos