jueves 24/9/20

Nueva jornada de luto en Ferrol con la cuarta muerte por coronavirus

Se trata de una mujer de 91 años que permanecía ingresada en el hospital Arquitecto Marcide
El Área Sanitaria ha instalado mamparas protectoras en los espacios de atención al público de los centros de salud. En la imagen, el Fontenla Maristany | daniel alexandre
El Área Sanitaria ha instalado mamparas protectoras en los espacios de atención al público de los centros de salud. En la imagen, el Fontenla Maristany | daniel alexandre

Una mujer de 91 años, que estaba ingresada en el Arquitecto Marcide de Ferrol, suma una nueva víctima del coronavirus en Ferrolterra, en otra jornada de luto, la tercera consecutiva desde que el domingo empezaran a registrarse en la zona fallecidos por causa del Covid-19. Entonces murieron dos mujeres, de 77 y 92 años, y el lunes fue un varón de 69. 

Los mayores de 60 años son la franja de edad más vulnerable a los efectos del virus y, por este motivo, la que más preocupa. Continúa la insistencia en mantener el confinamiento en casa salvo que sea necesario salir y en extremar las precauciones (lavar las manos con agua y jabón con frecuencia, limpiar superficies de uso habitual, no tocarse la cara con las manos, mantener distancia de metro y medio con otras personas, toser en un pañuelo  de un solo uso o en el codo). 

Los informes médicos de las cuatro personas fallecidas incluyen que todas ellas presentaban otras patologías.

Como acompañamiento en el duelo a estas familias, se ha extendido en Ferrol la idea de que los aplausos de las ocho de la tarde incluyan alguna señal negra, en expresión de solidaridad.

La jornada, por otra parte, antes de la defunción, registraba estabilidad, sin nuevos casos positivos (36 en total) y con 17 pacientes con coronavirus ingresados, de los cuales seis estaban en la Unidad de Cuidados Intensivos y once permanecían en la planta séptima del hospital Arquitecto Marcide. Este respiro no es estadísticamente significativo. Es un dato aislado, que no marca una tendencia, advierten desde el Área, por lo que no deben relajarse las medidas. No es la primera vez que se da esta circunstancia,  para en días posteriores volver a subir los números porque la epidemia sigue su evolución.

La previsión es la de que vayan a aumentar los pacientes confirmados, puesto que a los equipos que se desplazan a domicilio se le han sumado los test sin bajarse del coche en el Novoa Santos, que desde ayer funcionaban con el horario completo. Podrán ser, en total, un centenar de pruebas diarias las que se realicen. En cuanto se empiecen a conocer los resultados de estos nuevos test, los datos variarán.
Hay que tener en cuenta, además, que las cifras que se dan oficialmente, a la vez que el Ministerio de Sanidad, son las del día anterior (del lunes, en este caso) y tienen valor para seguir la evolución a lo largo del tiempo pero, a la velocidad a la que se producen los cambios, no suponen una fotografía fija del momento.

Comentarios