Comienza el equipamiento y las obras de acondicionamiento de los arenales

Loa aseos de Doniños mejorarán su aspecto de cara a la temporada estival | j.m.

Como cada año, el Concello prepara el inicio de la temporada de playas –mediados de junio– con la mejora de los servicios que se prestan en los arenales, teniendo en cuenta, además, los daños que sufren por las inclemencias meteorológicas del año y los cambios en la propia fisonomía de los arenales.

Así las cosas, el Concello ha procedido ya a la contratación de una empresa para la ejecución de los trabajos necesarios en un total de siete playas. Será Prosema Noroeste, por un importe de 37.480 euros, la firma que se haga cargo de las actuaciones previas al verano y que consistirán básicamente en la sustitución o incorporación de elementos de mobiliario urbano comunes a todas las playas, de modo que se consiga una estética similar y una restauración de elementos deteriorados por el uso o el paso del tiempo. Las playas en las que se actuará son las de Santa Comba, Fragata-Pareixal, Esmelle, San Xurxo, Doniños, Penencia y Caranza.

Concretamente, en la playa de Santa Comba se han contratado trabajos de reparación y reposición de los elementos de madera que conforman la escalera que lleva a la Ermita de Santa Comba –repuesta en el año 2018 tras años sin acceso–, así como la reposición de las piezas necesarias que conforman el vallado existente.

En la playa de A Fragata también se procederá a la reparación y reposición de elementos de madera que conforman la pasarela de acceso al arenal. Además, está previsto el lijado y pintado de la caseta de los baños así como la instalación de doble barra del aseo adaptado, tal y como exige la normativa vigente.

En el arenal de Esmelle se precisan ciertas reparaciones para afrontar la temporada estival. Se repondrán también elementos de madera de la pasarela que lleva a la playa, que han desaparecido durante el invierno y se pintará la caseta de los baños, además de sustituirse las carpinterías de acceso a los mismos debido al gran deterioro que presentan. Entre otras actuaciones en este arenal, se prevé bajar la cota de la escalera a la altura del arenal, lo que supondrá el montaje de cuatro escalones más para poder acceder a la playa sin tener que salvar una gran altura por la pérdida de arena. También se procederá a la prolongación del actual pasamanos de madera para que abarque toda la nueva infraestructura.

Ya en San Xurxo, se actuará sobre la caseta de socorrismo y se sustituirá una de las puerta de acceso de los aseos debido al estado de oxidación que presenta. Se colocarán, además, carteles indicativos de baño masculino o femenino.



Las escaleras de acceso a la ermita de Santa Comba repondrán elementos  j




La playa de Doniños necesita también una puesta a punto de cara al verano, con la revisión y reposición de elementos de madera que conforman tanto la pasarela que bordea el arenal como la barandilla. Entre otras obras necesarias, se incluye la reparación del aseo, la sustitución de las carpinterías y el pintado del mismo, además del acondicionamiento de las pasarelas perpendiculares que llevan a la playa y que, como en la mayoría de los demás arenales, se han deteriorado en el invierno.

En Penencia la práctica totalidad de los trabajos previstos están relacionados con el módulo de socorrismo, ya que se procederá al pintado íntegro. Además, se repondrá la señalización vertical existente, puesto que actualmente presentan problemas de estabilidad.

En la playa de Caranza también se han visto los efectos climatológicos con el movimiento de arena, que llevará a la prolongación de la bajada a la playa unos diez metros. Se mantendrá el acabado consistente en un murete de granito y una barandilla de acero inoxidable. La necesidad de esta ampliación obliga a tener que levantar un muro de escollera para sustentar el murete de granito, así como para abrir el paseo en el punto de contacto con el arenal.

Las reparaciones en las playas varían cada año teniendo en cuenta que se ven afectadas unas u otras infraestructuras por los actos vandálicos o por fenómenos meteorológicos que golpean el litoral, y que, como se explica desde el Concello, no son susceptibles de valoración anticipada, “nin é posible determinar con antelación os lugares que precisarán reparación, nin que reposicións se necesitarán”. Por eso, para la tramitación de estas actuaciones se opta por un contrato menor, una vez analizadas las deficiencias. l

Comienza el equipamiento y las obras de acondicionamiento de los arenales

Te puede interesar