martes 24/11/20

La CIG acusa a la dirección de Navantia de “boicotear” el potencial de los astilleros

El sindicato cree que esa “pasividade”  pone en riesgo el futuro de los centros, también en nueva construcción

Las secciones sindicales de la CIG en los astilleros de la ría acusan a la dirección de Navantia de “boicotear e entorpecer” las iniciativas para revitalizar y fortalecer algunas de las áreas de actividad de las dos factorías. El portavoz de la central nacionalista en el centro ferrolano, Marcelo Amado, denunció que con esta actitud  los rectores de la compañía pública “están a comprometer o futuro do sector naval público” no solo en el ámbito de las reparaciones o de los proyectos de eólica marina, sino también en el área de nuevas construcciones militares, en referencia a la ausencia de inversión para el dique cubierto.

Amado aludió específicamente a la situación de Turbinas y lamentó que haya quedado como “un taller máis” “En xaneiro vai quedar sen departamento de calidade”, explicó, “e a dirección rexeita novas incorporacións nos departamentos técnicos”, decisión que se suma a la carencia de un “equipo comercial” que posicione a la fábrica en campos como el de la biomasa y a la “falta de investimentos” y de un servicio postventa “que reclaman os clientes”. 

En cuanto a Carenas, recordó que la CIG lleva años reclamando un nuevo dique que, sin embargo, “xa non aparece nas reivindicacións”, aun a riesgo de perder peso en un mercado en el que, aseguró Amado, “é moi difícil entrar pero moi doado saír”. 

“No que queda de ano só hai un barco contratado”, explicó el portavoz de la CIG, que pronosticó además que el ejercicio en esta área se cerrará “en perdas”, algo “insólito nas últimas décadas”. Esta situación la achaca Amado a la dinámica de “desbotar obras pola falta dun dique” acorde con las características de los buques actuales, cada vez de mayor tamaño y capacidad.  

Eólica marina
La central nacionalista también  teme que el acuerdo con Windar se limite al alquiler de las instalaciones para una actividad, dijo, “de menor valor engadido que a que desenvolve a mesma empresa en Avilés”. “Na actualidade hai unha solicitude de Windar para aumentar a capacidade de almacenaxe", señaló Amado, que lamenta la inexistencia de una estrategia por parte de Navantia para introducirse en el mercado de las renovables tras haberse “abandonado” el mercado de la construcción naval civil en la factoría de Perlío.

El dique cubierto centró parte de las críticas de la CIG, que cargó contra la ausencia de esta inversión en los Presupuestos Generales del Estado. “É un investimento vital para a supervivencia de Navantia na ría de Ferrol”, manifestó Marcelo Amado, que contrapuso la situación de esta infraestructura con el compromiso para desarrollar el taller de subbloques. “É importante”, reconoció, “pero se non se complementa co dique cuberto quedaremos facendo partes dun barco, como un mero taller, e non como un estaleiro”.

Comentarios