martes 20/10/20

Un centenar de camiones del carbón colapsan el acceso al lago pontés

Piden soluciones concretas para los transportistas y acusan a Gobierno y Xunta de “incumprir”
A finales de abril del año pasado, los transportistas que llevaban el carbón desde el puerto exterior a la central térmica dejaron de prestar este servicio | d. alexandre
A finales de abril del año pasado, los transportistas que llevaban el carbón desde el puerto exterior a la central térmica dejaron de prestar este servicio | d. alexandre

Alrededor de un centenar de camiones del carbón colapsaron ayer los accesos al lago de As Pontes en una nueva movilización con la que reclaman soluciones a la situación de parálisis que atraviesan tras el fin de las descargas de mineral con destino a la central térmica.
El portavoz del colectivo, Manuel Bouza, aseguró que los trabajadores de las cerca de 70 empresas que venían prestando hasta abril del año pasado este servicio están “desesperados” y criticó que “todas as promesas” realizadas tanto desde el Gobierno central como desde la Xunta se hayan esfumado. “As promesas hai que cumprilas”, advirtió ayer Bouza, que se refirió a unas ayudas para impulsar el “cambio de actividad” de los transportistas que todavía no se han concretado. 

“Hai compañeiros nunha situación moi complicada, mesmo algúns que non poden seguir mantendo os seus fillos na universidade”, lamentó. 

El representante de los camioneros insistió en la “decepción” con los responsables políticos, a los que recomendó que “se saben que non van poder facer algo, que non o prometan”.

Ayudas que no llegan 
Para Manuel Bouza, la solución a corto plazo es que se ponga en marcha una línea de crédito reembolsable para que los transportistas puedan hacer frente a los gastos de Seguridad Social y a sus obligaciones con Hacienda, además de poder ir amortizando las inversiones en nuevos vehículos realizadas después de que se les garantizase empleo para los próximos diez años. “Non pedimos nada do outro mundo”, señaló Bouza.

Además, reclamó “claridade” sobre el futuro de la térmica, donde en estos momentos se están desarrollando las pruebas con mezcla de carbón y biocombustibles. El camionero pronostica que los resultados “serán satisfactorios” y destacó que las instalaciones de Endesa pueden seguir funcionando con una actividad que no dependa en exclusiva del carbón, como sería el caso de la incineración de residuos.

Comentarios