Stellantis Vigo parará del 23 al 29 de agosto por falta de chips, solo una semana después de la vuelta de vacaciones

|

La planta del grupo Stellantis en Vigo (antes PSA Peugeot Citroën) suspenderá su producción durante la próxima semana, del 23 al 29 de agosto, según han trasladado fuentes de la empresa a la plantilla, debido a problemas de aprovisionamiento de componentes, que tienen su origen en la llamada 'crisis de los microchips', agravada ahora por la situación de la pandemia de Covid en Malasia.


Esta parada se producirá solo una semana después de que la factoría haya reanudado su actividad después de las vacaciones de verano. La empresa ha trasladado que la falta de semiconductores (microchips) se mantiene a nivel mundial y que la situación sigue siendo "crítica".


En el caso de Malasia, la crisis sanitaria afecta a la provisión de una unidad de control electrónica que llevan los coches fabricados en Vigo. El país asiático, que está alcanzando cifras récord de contagios diarios de Covid, ha decretado un cierre casi total y tiene severas restricciones que afectan al transporte y a otros sectores.


Debido a este escenario, Stellantis Vigo suspenderá la producción la semana del 23 al 29 de agosto en los dos sistemas (el que monta las furgonetas y el que monta el Peugeot 2008, el C-Elysée y el Peugeot 301), porque no se pueden "mantener los flujos de aprovisionamiento de piezas".


Estas jornadas de "no actividad" se gestionarán con arreglo a los mecanismos de flexibilidad establecidos. Asimismo, se espera retomar la actividad el 30 de agosto, aunque la empresa ha puesto a disposición de la plantilla el teléfono 900.717.273 para dar información actualizada a los trabajadores sobre cuándo volverán a la fábrica.


La dirección de Stellantis Vigo ha informado de que la "célula de crisis" del grupo y los equipos del propio centro vigués trabajan para "minimizar el impacto" de esta situación, y han pedido "comprensión" y "colaboración".


Las paradas en la producción de la fábrica han sido constantes en los últimos meses, precisamente debido a esos problemas de suministro causados por la falta de semiconductores. De hecho, la dirección y la mayoría del comité de personal pactaron la aplicación de un ERTE para paliar las consecuencias de esas suspensiones de actividad.

Stellantis Vigo parará del 23 al 29 de agosto por falta de chips, solo una semana después de la vuelta de vacaciones