El gallego Adrián Ben firma un sensacional quinto puesto en la final de los 800 metros

El de Viveiro reacciona tras la carrera/EFE/ Juan Ignacio Roncoroni
|

El atleta gallego Adrián Ben ha finalizado en una meritoria quinta posición en la final de los 800 metros de los Juegos Olímpicos de Tokio, una cita en la que plantó batalla y en la que el keniano Emmanuel Kipkurui Korir se ha colgado la medalla de oro.


En una distancia en la que por primera vez un español lograba meterse en la final, el gallego, de 23 años, se posicionó en la cola del grupo para abrirse por la derecha al paso por los 200 y posicionarse séptimo en el ecuador de la carrera (54.3).


Así, el de Viveiro, con descaro y garra, fue ganando fuerza para acabar quinto con un tiempo de 1:45.96, mejorando la sexta posición del Mundial de Doha 2019. Con ello, termina por delante de favoritos como el botsuano Nije Amos.


El keniano Emmanuel Kipkurui Korir (1:45.06) se proclamó campeón olímpico, mientras que su compatriota Ferguson Cheruiyot Rotich (1:45.23) se llevó la medalla de plata y el polaco Patryk Dobek (1:45.39) se colgó el bronce.


Ben, que debutaba en unos Juegos Olímpicos, se clasificó de manera directa para las semifinales con un 1:45.30 que suponía entonces la mejor marca de un ochocentista español en unos Juegos, superando los 1:45.78 de Manuel Olmedo. Mejoró su crono en 'semis' a 1:44.30, a 12 centésimas de su plusmarca personal y con la que firmó el pase por tiempos a la final.

El gallego Adrián Ben firma un sensacional quinto puesto en la final de los 800 metros