Nicolás Rodríguez, bronce en 470 con Jordi Xammar, se trae la tercera medalla para Galicia

Nicolas Rodriguez y Jordi Xammar celebran el bronce/EFE/EPA/OLIVIER HOSLET
|

El barcelonés Jordi Xammar y el vigués Nicolás Rodríguez lograron este miércoles el bronce en el 470 masculino en Tokio 2020, tras quedar quintos en la 'Medal Race' (regatas por las medallas) y defender el tercer puesto con el que llegaron a la prueba definitiva.


Los australianos Mathew Belcher y Willian Ryan, que habían asegurado el oro en la jornada previa a la disputa de la Medal Race, han encabezado el podio por delante de los suecos Anton Dahlberg y Fredrik Bergstrom y de los españoles.


Tras esta regata definitiva se situaron en la general final los tres barcos que llegaron en esas posiciones a la Medal Race, mientras que Nueva Zelanda, que peleaba por el bronce desde la cuarta posición, no pudo deshacerse del control de los españoles.


En la Medal Race, primero fueron los australianos, segundos los suecos, terceros los neozelandeses, cuartos los estadounidenses y quintos los españoles.


Esos resultados propiciaron un bronce para el barco español, que llegó a las aguas de Enoshima como primero en el ránking mundial y que logró que los neozelandeses Paul Snow-Hansen y Dan Willcox no se les escapasen lo suficiente para que les arrebatasen el tercer escalón del podio.


Xammar, de 27 años y que en Río 2016 fue duodécimo en esta clase con el también barcelonés Joan Herp como tripulante, ahora con Nico Rodríguez, de 30 años y debutante en unos Juegos, se colgaron el bronce.


Esta presea de la vela española en Tokio 2020 se une a la medalla del mismo metal que logró el martes el menorquín Joan Cardona en la clase Finn, con lo que el equipo olímpico nacional cierra su participación en Enoshima con esas dos preseas después de que en Río 2016 no se consiguiera ninguna.


La vela española, con estos dos bronces, suma veintiuna medallas en su historia olímpica, el deporte que más aporta en Juegos Olímpicos.

Nicolás Rodríguez, bronce en 470 con Jordi Xammar, se trae la tercera medalla para Galicia