Protesta ante la Delegación del Gobierno por los proyectos eólicos

La concentración tuvo lugar a las puertas de la Delegación del Gobierno bajo el lema “Aldeas libres de macroeólicos” | efe/cabalar
|

Cerca de 200 personas secundaron ayer la convocatoria de la plataforma vecinal “Monfero di non”–contraria a la construcción del parque eólico Pena do Corvo– concentrándose a las puertas de la Delegación del Gobierno en Galicia para pedir al Estado la paralización de los proyectos eólicos previstos para las comarcas de Ferrol, Eume y Ortegal. En la movilización participaron también plataformas de otros municipios de la zona amenazadas por proyectos de macroeólicos como Paderne, Asociación A-Legre (Oza-Cesuras y Mesía) Cabanas di non (Cabanas), S.O.S. Patrimonio Monte del Gato Seselle (Oza Cesuras), Plataforma por la defensa del Monte das Salgueiras (Ponteceso), Petón del Lobo (Cabana de Bergantiños) o Neda di non.

Los afectados entregaron, vía registro, una carta dirigida al delegado del Gobierno, José Miñones, con copia a la ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera, en la que le solicitan una reunión para pedirle explicaciones sobre la tramitación de los parques que cuentan con el informe negativo de la Xunta y están fuera del área de desarrollo eólico. En el escrito, firmado y avalado por diferentes plataformas y colectivos de la comarca, los afectados exigen una moratoria eólica y la revisión de las leyes que califican de “anquilosadas e obsoletas”.

Demandan mayor participación ciudadana en la toma de decisiones y en el acceso a la información de estas infraestructuras industriales. “Atopámonos nunha situación de indefensión, con escasa información, con espazos de tempo moi limitados para informar á cidadanía e poder alegar”, afirman y recuerdan el “calvario” vivido para la presentación de alegaciones que, ante la escasa capacidad del registro municipal de Monfero, tuvieron que ir a presentar a otros Concellos a través del registro único. “Non nos dan información previa sobre os proxectos, nin tempo suficiente para estudialo, nin as ferramentas necesarias para poder alegar xa que os concellos teñen recursos limitados para rexistrar as alegacións”, aseguran.

Las plataformas que firman el escrito rechazan el modelo energético propuesto por las compañías eléctricas que “sólo buscan o seu beneficio”. Por eso proponen un modelo de autoconsumo, justo y sostenible lejos de la especulación de las promotoras.

Protesta ante la Delegación del Gobierno por los proyectos eólicos