Los ARI de la comarca podrán optar a una inversión de 10,2 millones este año

El delegado territorial visitó ayer una de las áreas, la de Ferrol Vello | xunta
|

La Xunta tiene abierta una nueva convocatoria para las seis zonas de la comarca declaradas ARI –Área de Rehabilitación Integral– y que se concentran en los municipios de Ferrol, Neda y Mugardos. El Diario Oficial de Galicia (DOG) publicó las bases para participar en el programa de regeneración y renovación urbana y rural, que tiene una cuantía de 5,4 millones de euros, un presupuesto que podrá ampliarse en 4,8 millones de euros más, si se registran solicitudes por parte de los municipios que superen el crédito inicial –con los que se alcanzarían los 10,2 millones de presupuesto–. Así lo informó el delegado territorial de la Xunta Gonzalo Trenor, durante una visita realizada ayer al área de rehabilitación integral de Ferrol Vello, una de las cuatro con las que dispone la ciudad naval además de Recimil, Esteiro y A Graña.


Junto al de Ferrol también se podrán ver beneficiados de estas ayudas los vecinos de O Seixo, en Mugardos, y los del casco histórico de Neda. El importe máximo de la ayuda que pueden percibir los propietarios de viviendas situadas en estas áreas es de 24.000 euros por vivienda, sin que pueda superar el 50% del presupuesto, aunque podrá llegar al 85% en el caso de personas con ingresos inferiores a tres veces el IPREM y también cuando se acometan actuaciones para la mejora de la accesibilidad y se acredite que en la unidad de convivencia existen personas con discapacidad o mayores de 65 años.


Compatibilidad

Las ayudas serán compatibles con las del programa de subvenciones para actuaciones de rehabilitación energética en edificios existentes convocadas por el IGVS. Además, los Concellos podrán recibir también subvenciones para actuaciones de urbanización y reurbanización de espacios públicos en el ámbito de la ARI, siempre supeditadas a la rehabilitación de los inmuebles y con un importe de hasta 2.000 euros por cada uno recuperado.


Y a esto hay que sumar que la administración local recibirá financiación para la oficina municipal de rehabilitación –1.500 euros por vivienda–.

Los ARI de la comarca podrán optar a una inversión de 10,2 millones este año