Indultos sí, por supuesto

|

Cuando se celebren elecciones a finales de 2023, los votantes tendrán en cuenta el grado alcanzado de recuperación económica, el nivel de normalidad post-pandémica, las leyes aprobadas, y por supuesto, si el indulto a los presos catalanes ha sido útil o perjudicial. Si el Process se reactiva, se acusará al presidente de haber cometido un error, pero si se debilita, habría que pedir explicaciones a los que ahora profetizan el apocalipsis. En mi caso, me daría por satisfecho si las tensiones entre los propios catalanes se relajasen, y no creo ir desencaminado en mi deseo cuando leo que una preocupada Elisenda Paluzie, nada menos que la presidenta de la ANC que engloba transversalmente a los separatistas, afirma que “los indultos son una decisión inteligente del Gobierno para acabar con el independentismo”. La oposición incendiará las calles, pero el tiempo juega a favor de Pedro Sánchez.

Indultos sí, por supuesto