Bertín se suelta en un ataque de sinceridad

|

BERTÍN Osborne es un tipo simpático, casi se podría decir que un caradura simpático, Canta rancheras, protagoniza –¿protagonizaba?– espectáculos con Arévalo y hasta presenta programas en televisión. Vamos, que trabaja; eso sí, porque para estar todo el día de fiesta hace falta dinero, que si no... Pero se mantiene fiel a sus costumbres. De joven tuvo fama de saltar de flor en flor y ahora, en plena madurez, lo hace de casa en casa. Políticamente siempre ha estado más cerca del PP que de cualquier otro partido, incluso más cerca del PP de Aznar que del actual. De vez en cuando le sale el ramalazo aznariano y se lanza a degüello, como acaba de hacer al hilo del seráfico comportamiento con los migrantes del “Aquarius”: “Está bien traerlos, pero ayudemos también a los españoles que no tienen dónde caerse muertos”. Va a ser difícil que se vaya a la Moncloa de picnic con el presidente del Gobierno, tanto como que el presidente vaya de picnic a su casa. FOTO: bertín osborne, en una pose muy de bertín osborne | aec  

Bertín se suelta en un ataque de sinceridad