ElectroRayma lamenta tener que recurrir a la vía judicial en el conflicto con Navantia

La compañía continuó con el proyecto de los AOR pese al sobrecoste | j.m.
|

El pasado lunes se hizo pública la decisión de la firma auxiliar ElectroRayma de recurrir a la vía judicial para reclamar a Navantia el pago de 4,7 millones de euros por los sobrecostes de su labor en la construcción de los dos AOR para la Armada australiana; una resolución que “lamenta”, pero que para la que no ha tenido alternativa tras más de un año de negociaciones con el grupo público.


Por medio de un comunicado, la compañía ha ofrecido más detalles del conflicto, señalando que Navantia “solo acepta, hasta la fecha, un máximo del 10% del importe reclamado”. La empresa, no obstante, asegura que esta demanda “no significa abandonar en absoluto cualquier posibilidad de acuerdo”, tanto por la vía judicial como extrajudicial, pese al perjuicio que esta situación ha causado en su realidad financiera. Y es que, tal y como apuntó el lunes, la compañía tuvo que asumir ella misma el sobrecoste de su parte del proyecto, y “tras un año de infructuosas negociaciones, la compañía vive una situación económica delicada que solo parece poder resolverse por la vía judicial”.


Del mismo modo, la empresa apuntó que, pese al conflicto, “ha priorizado siempre cumplir con los requerimientos y plazos de trabajo marcados por Navantia” para que el contrato australiano siguiese adelante en tiempo y forma pese al “gran sobreesfuerzo”, recordando, además, que todas las “modificaciones del proyecto” fueron por causas ajenas a su labor en el mismo.

ElectroRayma lamenta tener que recurrir a la vía judicial en el conflicto con Navantia