Nace la primera Escuela de Carniceros de Galicia

Puesto de un carnicero en un mercado/AEG
|

La primera Escuela de Carniceros de Galicia está dando ya sus primeros pasos en las instalaciones habilitadas por sus promotores en la sede de la empresa Megaro Foods, en el polígono industrial de Castro de Ribeiras de Lea, en Lugo, donde cuenta con un aula para impartir las clases teóricas y un “taller-obrador” para desarrollar las enseñanzas prácticas.

El presidente de la Fundación Agroalimentaria Gallega y gerente de Megaro Foods, Carlos Cebrián, que es el promotor de este proyecto, explicó a EFE que la escuela ya ha impartido “algunos cursos privados, en colaboración con la Cruz Vermella” y este fin de semana está previsto “un curso-taller para carniceros especializados, dado que vendrán para darlo docentes específicos desde Barcelona”.

“Estamos planificando los objetivos y organizando la programación de los cursos”, dijo Cebrián, porque hay que establecer “los grupos” en función de capacidad de las instalaciones y de la “normativa Covid”, que afecta a la propia organización de las actividades lectivas.

Este centro de formación nace, explicó el empresario, para responder “a una carencia que tiene el sector industrial y la distribución”, porque “falta personal cualificado, que la industria necesita pero no encuentra en el mercado laboral”.

“La escuela está muy vinculada al sector industrial y a la distribución”, precisó Cebrián, “porque existe en estos momentos una gran bolsa de trabajo”, de modo que se abren muchas posibilidades “para desarrollar esta profesión” a quienes “completen la formación” que oferta Escuela de Carniceros de Galicia.

De eso se trata, dijo Cebrián, de formar a mano de obra cualificada y, al mismo tiempo, de “darle un futuro a personas que están en paro o buscan su primer empleo”, porque existe “esa carencia en la actualidad” en el mercado laboral.

La Escuela de Carniceros de Galicia nació con la Fundación Agroalimentaria Gallega e integrada en su estructura, gracias al impulso de varias empresas lucenses y de la Confederación de Empresarios de Lugo (CEL), que buscan con esta iniciativa generar “sinergias” para favorecer la creación de valor añadido a partir de las producciones primarias de Galicia.

Nace la primera Escuela de Carniceros de Galicia