Ser o no ser en tres partidos

Racing de Ferrol - Coruxo
|

Tres partidos definirán a qué aspira cada equipo esta atípica temporada. Esas son las jornadas que le quedan al campeonato liguero del subgrupo 1-A, tras el que los tres primeros clasificados seguirán en la lucha por subir a Segunda, los que acaben entre las plazas cuarta y sexta pelearán por meterse en la Primera RFEF y el resto tratarán de mantenerse en la Segunda RFEF y no caer a la que será la quinta categoría del fútbol nacional.


Que el Guijuelo acabará la primera fase de la competición entre los cuatro últimos y que el Zamora no puede acabar en esas plazas es lo único que está asegurado en un torneo en el que seis equipos están separados por solo siete puntos entre la tercera y la octava posición. De ahí que los duelos que se vayan a jugar a partir de ahora, muchos de ellos entre rivales directos, sean los que marcan el futuro de ellos.


Situación

El Racing encara este tramo final de la primera fase desde la cuarta posición, a un punto del tercero y con la esperanza de acabar entre los tres primeros para seguir luchando por el ascenso o, al menos, asegurar su presencia la temporada que viene en Primera RFEF. De ahí que, en los dos partidos que jugará a domicilio y en el que disputará en A Malata tratará de sumar el mayor número de puntos para conseguir ese primer objetivo establecido y acceder después en una mejor posición a la segunda fase.


Para ello, el equpo ferrolano espera prolongar el cambio de tendencia en los resultados derivado de la destitución de Emilio Larraz y la llegada de Cristóbal Parralo. Será así como tenga más opciones de meterse entre los tres primeros y ganar un poco de tranquilidad de cara a una parte del campeonato en el que se enfrentará a los equipos del subgrupo 1-B que acaben en su tramo clasificatorio. 


Un Coruxo que va a más examina la mejoría

Ha cambiado mucho el Coruxo desde el partido que jugó en A Malata en la primera vuelta, que se resolvió con una clara goleada para el Racing. Ahora, la escuadra que dirige el ferrolano Míchel Alonso es el segundo mejor local de la competición y está inmerso en la lucha por salir de las cuatro últimas posiciones, algo que tiene a tres puntos de distancia. Son razones que invitan a pensar en las dificultades que el cuadro verde puede pasar en O Vao.


Visita A Malata el único que no ganó fuera

Último en la tabla clasificatoria, confirmada su presencia entre los cuatro de cola del subgrupo 1-A, con una racha de doce jornadas sin ganar y cuatro derrotas consecutivas, único equipo que no ha sido capaz de ganar fuera de casa... Todas las estadísticas que acompañan al Guijuelo invitan al optimismo para que el Racing gane su partido de la penúltima jornada, pero la relajación puede ser traicionera en este choque.


Rival directo para dar por finalizada la liga

Cierra la liga regular ante un rival directo, ante el que podría jugarse la clasificación entre los tres primeros y, de esta forma, el acceso al grupo que seguirá luchando por dar el salto a la categoría de plata nacional. La dolorosa victoria que el cuadro charro consiguió en el tramo final del choque de la primera vuelta debería estar en la memoria de los racinguistas para intentar ganar a un rival que acumula cuatro jornadas sin vencer.

Ser o no ser en tres partidos