Fichajes

|

El mercado de invierno para que los clubes de fútbol se reforzaran acabó el 31 de enero y se puede decir que no hubo fichajes sonados. En estos días se ha abierto otro mercado de fichajes, el de los partidos de cara a las elecciones. Este mercado tiene también su fecha de caducidad, el lunes día 25, día en que tendrán que presentar sus listas ante la Junta Electoral. 

De momento, el mercado se mueve: en el PP, el fichaje más sonado ha sido el de la periodista y escritora Cayetana Álvarez de Toledo, que será la cabeza de lista s por Barcelona. Cayetana se ha distinguido en los últimos años por hacer frente al desafío secesionista impulsado por los independentistas. Otros fichajes populares han sido el de Juan José Cortés, cuya hija, Mari Luz, fue asesinada en el 2008, y el del periodista Pablo Montesinos. El primero será cabeza de lista por Huelva y el segundo, por Málaga. 

En Ciudadanos también ha habido movimientos: Rivera ha anunciado la incorporación a la lista de Madrid del exvicepresidente de Coca-Cola, Marcos de Quinto y del abogado del Estado, Edmundo Val, que fue purgado por Sánchez, al oponerse a rebajar el delito de rebelión que en su opinión habían cometido los políticos catalanes que ahora están siendo juzgados en el Supremo. Dos buenos fichajes, de personas procedentes de campos tan distintos como el mundo de la empresa y el de la abogacía. 

En el PSOE, más que fichajes, ha habido ha sido “purga” por parte del todopoderoso secretario general. Para formar un grupo que le sea fiel y donde no haya críticos, Sánchez ha hecho una criba de las propuestas que han llegado a la dirección federal procedentes de Andalucía y Aragón. Susana Díaz no pudo ser más clara al respecto de esa limpia: “tomo nota” dijo a la entrada de la reunión del Comité Federal que dio el visto bueno a las listas. 

En cuanto a Vox, también ha realizado fichajes: el escritor e intelectual José María Marco para el Senado por Madrid; el exdiputado valenciano del PP Ignacio Gil Lázaro y quizás lo más llamativo ha sido la incorporación de tres generales del Ejército en la reserva. En Podemos, de fichajes ni se habla. Bastante tienen con mantener unido lo que queda y esperar a que vuelva Iglesias de su baja por paternidad para ver si es capaz de parar la caída en picado que pronostican las encuestas.

Fichajes