El torero empitona al político serio

|

FRAN Rivera, matador de toros y pijo o pijo y matador de toros –¿qué fue antes el huevo o la gallina?–, se despachó en el programa televisivo en el que colabora sobre el supuesto lío amoroso de Albert Rivera, el político antes conocido como Adolfo Suárez, y la cantante Malú. Primero confirmó que Ciudadanos le queda muy a la izquierda: “A ver si se le cambia esa cara a Albert” y después tiró de gracejo sevillano: “No sé si dormirán mucho, pero se lo pasarán muy bien”. No va a ser fácil que acabe de candidato del partido naranja, pero a lo mejor le ofrecen trabajo en el Club de la Comedia.

El torero empitona al político serio