Vida social

|

El ocio y la cultura son fundamentales en la vida de las personas. Permiten que puedan utilizar el tiempo libre del que disponen en ocupaciones que les generan placer y, por tanto, bienestar. Dedicar unas horas a despejar la mente y hacer cosas que divierten y aportan un ambiente propicio para el desarrollo de la creatividad, las aptitudes individuales y colectivas y facilitar la comunicación y las relaciones entre iguales siempre es positivo. La energía que aportan las actividades culturales con el ocio son significativas a largo plazo para la salud y la calidad de vida como así indican infinidad de estudios. La comarca es prolífica en colectivos y personas que se implican en la organización de estas actividades al mismo tiempo que fuerzan a las diferentes administraciones a apostar en sus políticas locales por la promoción de la cultura, el deporte y el ocio. Dado el dinamismo, no supone un problema en muchos casos disponer de una programación completa a lo largo del año, para lo que se necesitan instalaciones.

Vida social