Una carta demoledora

|

PABLO “Viva la Gente” Iglesias, un hombre 5.0, es decir, más moderno que la modernidad e incluso que la posmodernidad, recurrió a un medio de comunicación antediluviano, la carta, para pedir una esmola al PSOE: su apoyo a la moción de censura contra Mariano Rajoy. El jefe de la gestora socialista, Javier Fernández, que por edad recibió y envió muchas cartas, le ha contestado con una en la que lo lamina. La misiva es demoledora desde la fecha hasta la firma, pero su contenido se puede resumir en una sola frase: “Da la sensación de que pretendes regresar como salvador a la escena del crimen”. La misiva no contiene ni una sola afrenta, pese a lo cual el líder de Podemos, experto en el insulto y enamorado del ciberinsulto, se ha quejado, puesto que considera que “no es sensato contestar con tanta hostilidad”. Vamos, que echa de menos que Fernández lo invitase a tomar unos botellines para sellar un pacto como hizo él con Garzón, no Baltasar, sino el tal Alberto cuando fundaron Ni Unidos Podemos.

Una carta demoledora