La igualdad de género llega al franquismo

|

Por contradictorio que pueda parecer, la igualdad de género ha llegado al franquismo. Con carácter retroactivo. El Tribunal Supremo ha dictaminado que aquellas que realizaron el conocido como “servicio social de la mujer” pueden computarlo como parte de su vida laboral de cara a solicitar la jubilación anticipada. La sentencia lo equipara al servicio militar obligatorio, en lo que es una interpretación muy ajustada de la visión que había en la época de esta actividad: los hombres protegen el territorio y las mujeres cuidan de las almas, poco más o menos. Quién les iba a decir a los ideólogos que su ocurrencia iba a terminar siendo una causa a favor del feminismo. La historia tiene estos giros irónicos.

La igualdad de género llega al franquismo