Libera a Barrabás

|

Un juez multa con 460 euros a un rapaz, por poner foto de su cara a un Cristo (suya, no del juez), y publicarla en Internet. El nacho –el juez– dice que “ofende el sentimiento religioso”. Con 45.548.045 habitantes, la multa sale a 0,000010099 euros “per cáspita” ¡Manda carallo, vaya multa de mierda! Ya sé que no todos somos cristianos; pero como el Partido Popular cascó la Ley de Justicia Universal, tampoco meto a los del resto del mundo. La sentencia no dice si la multa se aplica según las dos naturalezas de Cristo –divina y humana– o sólo por la divina; por lo cual, la multa podría ser sólo la mitad. 
Este es un asunto de cierta altura, y debería pedirse opinión al Vaticano. Aun así, el chaval debe agradecer que no somos moros, como los que masacraron a los periodistas de Charlie Hebdo. Chaval: No recurras la sentencia al Sanedrín (el judío), no vaya a ser que te claven como al otro sin remedio. Pero sí pide que te juzgue un agnóstico.

Libera a Barrabás