Matrix

|

Que vienen, que vienen los brotes verdes, lo dice el PP y ya se sabe que “la derecha arregla lo que la izquierda dilapida”; en la medida en que el PSOE  sea la izquierda. Érase una vez un sueño… Lo dice Botín, España está sorprendiendo al mundo; lo que queda por debajo de sus ojos debe empezar a temblar. Las plantas que brotan son las de ellos y las flores están en su catálogo. Qué fácil debió de ser el arreglo, subo de aquí, recojo de allá, someto acullá. La ilusión con que lo dicen como odiando al otro por no ser como ellos no es odio sino desprecio. Ahora vende la sonrisa burlona. Dicen que los parados no son tantos, que las estadísticas mienten y que muchos trabajan en b, eso que se llama dinero negro, no el de ellos que es todo blanco. Y que aquí están entrando montañas de dinero y que siempre hubo crédito aunque sea al 18%. Es verdad que el dinero no tiene ideología y puede venir incluso a restregarse en la ciénaga y  brotar algo verde. La gente de dinero se regocija en la vida real; nosotros seguimos en Matrix refugiados.

Matrix