Rollo patatero

|

Rajoy teme que la corrupción dañe su imagen en el exterior,  pide a los suyos no caer en la trampa populista mentirosa y eurófoba, y preservar la unión interna del partido. Cospedal está en contra de que algunos comportamientos se atribuyan al PP, y Guindos entiende el disgusto por el caso Lezo “pero el sistema funciona”.  Pos fale, pos malegro. Mire sr. Rajoy: 
Más le valdría preocuparse por su imagen interior, hecha unos putos zorros, y en sus trampas populares, mentirosas, y corruptas, que son legión. A la Cospedal le digo: No hay comportamiento, por malo y ruin que sea, que no pueda atribuírsele al Partido Popular, sabiendo los delitos que se le conocen hasta ahora, otros que se le suponen, y otros que saldrán. 
Y al Guindos le digo: Entiendo lo del “disgusto”; yo también me disgustaría si me cortaran un sistema que funciona suministrando pasta a su partido, desde hace veinte años. ¡Joder si funciona! ¡Y de puta madre, neno!

Rollo patatero