Los embarcaron

|

Pese al lógico desgaste por los muchos ataques y alguna que otra difamación, Sestayo y la ejecutiva local han revalidado el apoyo de los afiliados ferrolanos. Para los que se sorprendan, les diré que hubo un voto de castigo a quienes prometieron al alcalde un golpe de estado dentro de la agrupación socialista, si se expulsaba del gobierno local a Sestayo y otros dos concejales.
“Fueron muchas las voces del PSOE que nos animaron a tomar la decisión y es verdad que prometieron cosas en ese sentido. Pero siempre supimos que no darían la cara finalmente”. Es la confesión que un conocido miembro de Ferrol en Común dejó imprudentemente en las redes sociales, y la prueba escrita de tan chapucera y lamentable conspiración. Chapucera, porque embarcaron a la otra parte mientras ellos se quedaban en tierra. Lamentable, porque ya nadie niega que tras las expulsiones, empeoró la gestión del concello.

Los embarcaron