Luces y sombras de 2013

|

En estos días es tradición hacer resumen de lo ocurrido en el año; para mí, sin duda, el acontecimiento central ha sido la elección del Papa Francisco. Sobre él, no puedo decir más de lo ya opinado en estos casi nueve meses. Primero fue una sorpresiva incógnita, y después un agradable huracán de frescura, tanto para los cristianos como no cristianos; está siendo una reparadora inyección de vitaminas sociales.
Ilusión papal que se contradice al fraude generado por nuestra clase política, que ha sido, para mal, la otra protagonista.
Este año descubrimos la triste verdad de la mayoría de los “servidores públicos” que elegimos para gobernar. Nos dimos de bruces con una clase política que va a lo suyo, que nos llama gente y no ciudadanos y que no tiene consideración para con quienes los hemos elegido.
Han conseguido fraccionarnos socialmente; han provocado más crispación y desánimo de la que ya teníamos. Sufrimos el desmantelamiento de la clase media, así como una excepcional falta de respeto para los “de a pie”. Han gobernado esquilmándonos; sin tomar medidas contra los, que por razón del puesto (en algunos casos vitalicios), ostentan privilegios sociales (o sea, contra ellos mismos). Políticos que demuestran  poco interés por los ciudadanos, que, repito, no gente. Seguirán protegiéndose, no lo duden, aunque tengo la esperanza (quizás la última) de que no caigan en la tentación de indultar a quienes hace poco fueron condenados por abusos de su puesto. Una cosa es perdonar, y otra asumir la responsabilidad.
Qué resumir de nuestro Ferrol. Intento hacerlo en una parte de la conversación que tuve con un amigo al que valoro mucho.
Nos encontramos en la calle hace un par de días y hablando de la tristeza de Ferrol, me dijo que todos los ferrolanos deberíamos ir al psicólogo para curarnos la depresión por pesimismo y dependencia de “lo Naval”. Toda la razón. Muchos que se llaman dirigentes ferrolanos deberían reflexionar sobre los últimos 30 años. ¿Qué hicieron por Ferrol? Siempre lo mismo y sin alternativas. Quizás les interese así. Aprendamos del papa Francisco. Feliz 2014.
entre.todosdf@gmail.com

 

Luces y sombras de 2013