El drama de los “ninis”

|

La OCDE ha presentado su informe anual sobre la realidad educativa de los 35 países y territorios que conforman este organismo internacional. Aunque encabezamos la lista de las tasas de matriculación en la primera infancia, con un 96% de los niños escolarizados, la OCDE nos advierte que, en España, uno de cada cinco jóvenes ni estudia ni trabaja. Son los llamados ninis, jóvenes entre 15 y 29 años que ni estudian ni trabajan, cuya proporción es del 13,4% en la Unión Europea, mientas en nuestro país alcanzan un preocupante 20%. El fenómeno no se puede explicar de forma simple, pero parece claro que en nuestro país inciden de manera muy negativa la alta tasa de abandono escolar temprano y el escaso arraigo que tienen todavía los estudios de Formación Profesional. La situación se agrava porque somos el país con la tasa más alta de alumnos repetidores en ESO, un 11%, mientras que la media del total de países es tan solo del 2%. Por si fuera poco padecemos  unas cifras de paro juvenil elevadísimas, en torno al 36,8%, lo que nos sitúa desgraciadamente en los puestos de cabeza de Europa.

El drama de los “ninis”