La pistola

|

Entre Rajoy, que  quitará la Seguridad Social a los emigrantes españoles, y la Merkel, que quiere largar de Alemania a quienes no encuentren trabajo en tres o seis meses, por muy europeos que sean, la cosa está más jodida. Tengo la impresión de que el nacional-socialismo vuelve por sus fueros europeos más productivos, y coincidentes con Marie le Pen, la fascista europea por antonomasia. 
Las elecciones al Parlamento europeo están cerca y, con estos preámbulos, quizá dentro de muy poco volvamos a ver a los camisas negras campando en él, creyendo que nuestros votos eran para partidos democráticos. 
Deben ser cautos, votar sobre seguro, y no a esos proeuropeos hijos del capital que primero ordenaron los recortes con los que el PP nos jodió, y luego se escandalizan con la situación de deterioro social y pobreza que nos emplumaron. Y si tienen dudas, no voten. Es mejor que no den balas a quien tiene la pistola.

 

La pistola