PLAN FERROL

|

Pocas novedades, por no decir ninguna, son las que aporta el Ministerio de Industria en materia de ayudas a préstamos para el Plan Ferrol. Se mantiene el montante del pasado ejercicio, que –todo hay que decirlo– pasó un elevado coste al interés empresarial por la zona. No volverán a faltar las ya conocidas críticas de los inversores a la exigencia de avales, lo que supone un sobrecoste para sus pretensiones, pero que Madrid ve indispensables como método básico de criba a la presentación de proyectos muchas veces difíciles de consolidar. Lo importante en cualquier caso es que las ayudas se mantengan.

PLAN FERROL