Más de 400 trabajadores se vieron afectados por un ERE desde enero

edificio soutomaior
|

Un total de 411 trabajadores de las comarcas de Ferrol, Eume y Ortegal se vieron afectados por alguno de los 45 expedientes de regulación de empleo –ERE– que se aplicaron a lo largo del primer semestre del año, según la Consellería de Traballo e Benestar.
Los datos ofrecidos por el departamento que dirige Beatriz Mato señalan que el municipio en el que se aplicaron más regulaciones fue Ferrol, con 13, seguido de Narón, con una decena; Fene y Ortigueira, con cinco, y As Pontes, con cuatro. Sin embargo, el mayor número de trabajadores afectados por un ERE fue Narón –en este término municipal se localiza gran parte del tejido industrial de Ferrolterra–, con 133 empleados. Le sigue la ciudad naval, con 87; As Pontes, con 67; Ortigueira, con 66, y Fene, con 30.
Por el tipo de regulación, prácticamente la mitad de los expedientes –20– fueron de reducción de jornada, 17 de suspensión temporal y cuatro de extinción (dos en Narón y uno en Ferrol y Fene). Sin embargo, fueron los denominados ERTEs (expedientes de regulación temporal de empleo) los que envolvieron a un mayor número de trabajadores, en concreto 242, por los 92 a los que se les aplicó una reducción de su jornada laboral y los 77 a los que se rescindió definitivamente el contrato.

comparativa
Aunque no se dispone todavía de los datos del mismo periodo del año anterior, sí existe una que abarca de enero a agosto de 2012. En ella, según denunció la CIG en su momento, se constata que el número de expedientes aprobados por la autoridad laboral se situó en 47 –seis más con dos meses menos– y el número de personas afectadas ascendió a 1.275, de las cuales la gran mayoría se vio involucrada en una regulación temporal –811–, de reducción de jornada –320– y, por último, de extinción de la relación laboral. Existen, asimismo, cifras de cierre del ejercicio pasado, aportadas en este caso por Comisiones Obreras. A lo largo de 2012 hubo 1.631 trabajadores regulados, un 24,4% más que en 2011, en 96 expedientes, 24 más que el año precedente. También entonces la modalidad más recurrente fue la de la suspensión temporal de los contratos.

Más de 400 trabajadores se vieron afectados por un ERE desde enero