Los alcaldes de Ferrol y Lugo apostaron por la política local, alejada de crispaciones

Actos de San Xiao Jofre
|

La festividad del día de San Xiao, patrón de la ciudad naval, tuvo este año más nombres propios que nunca, ya que además de las concesiones de los títulos de Ferrolán do Ano y las tres insignias de oro de la ciudad se otorgó también el galardón de Fillo Predilecto de la ciudad. Pero, además, es una fecha en la que se invita a la ciudad hermanada de Lugo a compartir este evento, contando con la corporación lucense, encabezada por su alcaldesa, Lara Méndez. Este 2019 tuvo otra invitada especial, la presidenta de la Cámara municipal de Vila do Conde, Elisa Ferraz, que representa a una localidad también hermanada con Ferrol y muy vinculada a Manuel Sánchez Hermida, Fillo Predilecto de Ferrol, por lo que no quiso perderse el acto, celebrado ayer en el teatro Jofre.

Tras la firma en el Libro de Oro de la ciudad por parte de cada una de las mujeres premiadas –Araceli Torres, Ferrolá do Ano y Rosa Arroyo, Olga Basterrechea y Maite Fernández, Insgnias de Oro y del Fillo Predilecto, dio comienzo el emotivo acto que, pese a su larga duración, resultó muy ameno, al contar con una parte musical dedicada a cada uno de los homenajeados y una proyección de vídeos sobre la labor desarrollada por los premiados y con aportaciones de compañeros, familiares y amigos de cada uno de ellos.

Así, la banda encabezada por Carlos Mosquera como voz cantante abrió el acto con la interpretación de “Have you ever seen the rain” de Creedence Clearwater Revival, lo que hacía presagiar una animada jornada.


La parte más institucional vino dada con la renovación del hermanamiento de los concellos de Ferrol y Lugo, en el que ambos regidores se intercambiaron obsequios, llevándose para la ciudad amurallada una reproducción del edificio modernista de Ucha, LaPescadería del mercado.

El alcalde de Ferrol, Jorge Suárez, apostó por manter vivo o hermanamento e reforzalo” recordando las similitudes de ambos municipios que “asemellan illados por administracións no norte de Galicia con actuacións que lastraron o noso desenvolvemento económico”. De todos modos, Suárez se mostró optimista con el futuro, en una ciudad naval en la que los contratos de las fragatas, el impulso de la Universidad, el trabajo municipal y el crecimiento social y vecinal puedan hacer que “nunha década ou menos, Ferrol creza en poboación”.

El regidor apostó por transmitir a la ciudadanía que la política puede servir para hacer progresar una ciudad “evitando crispacións que fan que os mozos se afasten de traballar polo ben común”.

En esta misma línea, Lara Méndez, alcaldesa de Lugo, se sumó a la “aposta pola Política con maiúsculas, como un servizo para dar resposta ás necesidades e defensa dos veciños, reivndicando o municipalismo e a autonomía porque somos os primeiros en dar resposta ás necesidasdes dos veciños”.

Valoró, además, los premios que otorga el Concello ferrolano en estas fechas y señaló que será un modelo para Lugo, que quiere institucionalizar la concesión de galardones el 30 de noviembre, coincidiendo con la declaración de la muralla como Patrimonio Mundial de la Unesco.

Los alcaldes de Ferrol y Lugo apostaron por la política local, alejada de crispaciones