La oposición critica un comienzo de mandato sin presupuestos para este año

pleno Ferrol
|

Los temas económicos centraron buena parte del debate plenario celebrado ayer, ya que en el orden del día figuran cuestiones como la aprobación del Plan Económico Financiero (PEF), el informe de morosidad o facturas pendientes de pago. Por eso, la responsable de Facenda e Patrimonio, Mayte Deus, se estrenó en el debate como receptora de la mayoría de las intervenciones de la oposición. Asimismo, y como no podía ser de otro modo, el pleno de Ferrol no sería tal en los últimos años si no se tratase la situación del servicio de limpieza y recogida de basura. Su futuro salió nuevamente a la palestra y para él los portavoces de los grupos de la oposición reclamaron soluciones y propuestas al nuevo ejecutivo local.

Para que el gobierno pueda comenzar el mandato con las cosas claras, el PP también recriminó al ejecutivo la falta de transparencia, al convocar únicamente ocho de las 20 comisiones informativas que, según la periodicidad aprobada, se tendrían que haber realizado y al incluir solo cinco propuestas de resolución en el pleno cuando “hai moitos asuntos de cidade que abordar”, recriminó José Manuel Rey.


El anuncio del gobierno local acerca de que no presentará presupuestos este año, para preparar ya los de 2020, también fue tema de debate, aprovechando el punto relativo al Plan Económico Financiero que debe aprobar el Concello por incumplimiento de la regla de gasto.

En este asunto, el portavoz del BNG, Iván Rivas, criticó esta decisión, que, según explicó, llevará implícita que se baje la capacidad de gasto del Concello, como sucedió en años pasados, por lo que es lógico el que se incumpla la regla de gasto. Son, aseguró Rivas, “pecados do anterior mandato que se están xa a reproducir neste”. Por eso, el voto nacionalista fue negativo.


Pese a que la necesidad del plan económico ya es una herencia del mandato pasado, el portavoz de FeC, Jorge Suárez, también mostró su malestar por la necesidad de tener que aprobar esta medida, culpando a las políticas del PP que “constrinxir as capacidades inversoras dos Concellos”. Aun así, dio su voto favorable al plan “por imperativo legal”.


El punto sirvió también a la edil popular Martina Aneiros para llamar la atención al gobierno sobre el hecho de que el PEF no incluya ninguna medida concreta de actuación y apuntó que la ciudad necesita un plan, que, dijo, “tiene nombre y se llama presupuesto”. Los populares se abstuvieron en la aprobación del PEF, que salió adelante con el apoyo de PSOE y FeC.


La concejala de Facenda, Mayte Deus, insistió en que aunque no haya presupuestos en 2019 –se prorrogan los de 2018– sí se está gestionando y se intentará sacar la oferta pública de empleo correspondiente a este año, además de la del anterior, si bien reconoció que “non temos agora capacidade para facer uns orzamentos bos para a cidade que adiantaran máis que non telos, por iso estamos a ver como está todo e queremos facer un bo orzamento para 2020”.

Otro de los puntos que generó debate fue la desestimación de las alegaciones presentadas por la empresa Urbaser a las auditorías realizadas desde el Concello, algo que todos valoraron por la necesidad de controlar a la empresa, si bien sirvió para reclamar al gobierno que dé a conocer su postura sobre la gestión de la recogida de basura. En este sentido, el BNG recriminó que se siga apostando por una concesionaria para desarrollar “o servizo máis caro da cidade” y mostró su apuesta por una gestión directa desde el Concello. Ferrol en Común también apuntó la necesidad de analizar si la idea del gobierno de sacar a licitación un pliego de condiciones técnicas que permita posteriormente contratar el servicio es más beneficioso que una gestión directa. Por eso, animó a “repensar a situación para ver que é o máis viable economicamente”.

El PP manifestó su “máxima preocupación” por este tema y, aunque se abstuvo en el pago de facturas pendientes a Urbaser, ya anunció que condicionará futuras aprobaciones a la presentación por parte del ejecutivo de un proyecto integral de cómo se va a resolver la situación del servicio, que lleva años sin contrato. En este sentido, Suárez reprochó a los populares estas decisiones de no apoyar el pago de facturas por un servicio prestado, recordando que solo consiguen el abono de cuantías superiores por los retrasos, animando a “non vincular o modelo de xestión do servizo co pago de facturas”.

La oposición critica un comienzo de mandato sin presupuestos para este año