El episodio tóxico mantiene cerradas las bateas de Punta San Carlos por segunda semana consecutiva

Diario de Ferrol-2013-10-23-009-e17cbe06
|

La introducción de almeja en las bateas de Punta San Carlos continúa suspendida a causa del episodio de toxinas lipofílicas que se ha extendido por casi todas las rías gallegas.
La medida cautelar decretada por la Consellería do Medio Rural e do Mar a instancias del Instituto Tecnolóxico para o Control do Medio Mariño –Intecmar– mantiene bloqueado el almacenamiento, para su depuración, de moluscos bivalvos procedentes de las zonas C de la ría de Ferrol, una restricción que cumplirá hoy su segunda semana.
El último lote de marisco –unos 3.800 kilos de babosa, así como otras cantidades menores de fina y japónica– que se llevó a la zona de reinstalación pertenece a las faenas de la semana del 7 al 9 de octubre y al que, tras realizársele los análisis pertinentes, se autorizó su regreso a las lonjas la semana pasada.
Lo hicieron, eso sí, sin haber completado su proceso de depuración, puesto que, como viene sucediendo con cierta regularidad en los últimos once meses, su estancia en aguas limpias (clase A) no fue suficiente para reducir a esos niveles la carga microbiana, por lo que deberán culminar su proceso en centros de depuración autorizados. n

El episodio tóxico mantiene cerradas las bateas de Punta San Carlos por segunda semana consecutiva