El gasto militar en el mundo sufre el mayor empuje desde el año 2010

29 March 2020, Iraq, Kirkuk: A US soldier stands guard at the K1 Air Base near Kirkuk in northern Iraq, during its handover ceremony. The K1 base is the third site the US-led coalition troops have left this month after handing over al-Qaim base near
|

 

El gasto militar mundial subió un 3,6% en 2019 hasta 1,92 billones de dólares (1,77 billones de euros), el mayor aumento interanual desde 2010, impulsado por Estados Unidos, según un informe difundido ayer por el Instituto Internacional de Estudios para la Paz de Estocolmo.

Esa cifra supone el 2,2% del Producto Interior Bruto (PIB) global y un gasto medio de 249 dólares (230 euros) por persona, consolidando la tendencia alcista en el gasto mundial registrada desde 2015 después de una caída entre 2011 y 2014 por la crisis.

 

Nivel más alto en diez años

“El gasto militar mundial fue un 7,2% más alto que en 2010, confirmando la tendencia de que el crecimiento se ha acelerado en años recientes. Es el nivel más alto de gasto desde la crisis de 2008 y representa probablemente un máximo histórico”, resalta el estudio.

Con una inversión de 732.000 millones (676.000 millones de euros), un 5,3% más que en 2018 y más que el gasto sumado de los diez siguientes en la lista, EEUU acaparó el 38% del total mundial.

El incremento obedece a un aumento de los costes de personal por el reclutamiento de 16.000 militares y a los programas de modernización de arsenal convencional y nuclear y se basa “en la percepción de un regreso a la carrera armamentística entre las grandes potencias”, señala el informe.

El gasto estadounidense es no obstante un 15% inferior al récord de 2010, al que siguieron siete años consecutivos con descensos, una tendencia revertida en los últimos dos.

Con un gasto de 261.000 millones de dólares (241.000 millones de euros), un 5,1% más, China se asentó en la segunda plaza, seguida por la India con 71.100 millones (66.000 millones de euros), un 6,8% más; y Rusia, con 65.100 millones (60.121 millones de euros), casi un 5% mejor.

La inversión china supone una subida del 85  respecto a 2010 y constata un aumento continuo en el gasto militar desde 1994, mientras el crecimiento indio se explica sobre todo por las tensiones con sus vecinos Pakistán y China, según el informe.

Arabia Saudí cierra el “top 5” con un gasto estimado de 61.900 millones (57.166 millones de euros), el 8% de su PIB y un 16% menos respecto a 2018, a pesar de las operaciones militares en Yemen y las tensiones con Irán.

El gasto militar en el mundo sufre el mayor empuje desde el año 2010