El Concello trabaja en la mejora de la señalización del Camiño Inglés

El mojón que señala el punto de partida se encuentra a menudo “escondido” entre terrazas, según Xan Ramírez daniel alexandre
|

“É máis fácil atopar pokemones en Ferrol que sinais do Camiño Inglés”. Es la conclusión a la que llegó el Club de Montaña Ferrol tras realizar un breve estudio sobre esta ruta a vista de caminante a petición de la concejalía de Turismo. A este respecto, el responsable de esta área, Bruno Díaz, indica que “la mejora de la señalización ya se está estudiando, al igual que la clarificación del trazado”.
La elaboración de este informe nació de una reunión entre el concejal y el presidente de la entidad, Xan Ramírez, en donde “Bruno Díaz mostraba el interés por la opinión que el club tiene sobre las deficiencias y debilidad del camino al paso por nuestro Concello”, según la entidad. El resultado habla de la señalización como principal problema.
El propio mojón de salida –situado junto a la nueva Oficina de Atención ao Peregrino– está en cierta manera “escondido” entre las terrazas, según Ramírez, y la primera calle de donde arrancan los caminantes –la Carmen Curuxeiras– presenta un desvío, con lo que la falta de señalización a la salida es todavía más complicada. “Tes que facilitar que o peregrino non se perda”, señala Ramírez.
Esta situación suele repetirse a lo largo de todo el recorrido, con muchas dificultades para encontrar señales claras. Las imágenes de conchas en ocasiones están colocadas en lugares muy poco visibles, así como los clásicos mojones de piedra, que deben servir de orientación al peregrino. Asimismo, las flechas amarillas –el indicador más popular y distintivo del Camino, que en otros lugares suele estar colocado incluso en intervalos de solo cinco metros– no tiene demasiada presencia en el área ferrolana. La primera de ellas no aparece hasta tres kilómetros después de haber comenzado el recorrido una vez pasada la puerta de Bazán, tal y como explica Xan Ramírez.
Otro aspecto a mejorar es la involucración de los comercios y hostelería ferrolanos. A excepción del restaurante “O Camiño do Inglés” y de la frutería “La huerta del camino”, Ramírez lamenta no haber encontrado ninguna indicación sobre el Camiño Inglés o las credenciales en los establecimientos ferrolanos.
Por último, también subraya que los mapas ofrecidos desde la actual oficina son todavía “demasiado esquemáticos” y que las restantes rutas –como la de la construcción naval o la modernista– podrían estar integradas en un mismo paquete para ofrecer más alternativas a los caminantes. Además, los códigos QR de la aplicación para móvil contienen errores o informaciones poco relevantes.
En definitiva, Ramírez considera que no se trata solo de un asunto a solucionar por la administración, sino que “teremos que poñer todos nós da nosa parte”, tanto vecinos como establecimientos como el propio Concello. Es fundamental, en este sentido, “unificar a señalización” y “coidar ó peregrino” por el bien del turismo ferrolano.
El concejal de Turismo, Bruno Díaz, añade que “lo tomamos con actitud positiva, puesto que en algunas cosas ya estamos trabajando” y que, de hecho, ya se ha trasladado el problema de la señalización a la Sociedade Mixta de Turismo, que se encuentra en contactos con el área de Urbanismo. No obstante, los plazos “dependen de la normativa actual”, pero asegura que “el Camiño Inglés va a ser uno de los ejes prioritarios de nuestra gestión en este mandato en colaboración con el Club de Montaña Ferrol y otras entidades”.

El Concello trabaja en la mejora de la señalización del Camiño Inglés