Las ventas se disparan en la Feira do Grelo de Xestoso a pesar de reducirse la afluencia de público

|

Las malas condiciones meteorológicas de la jornada restaron ayer afluencia de público a la XIX Feira do Grelo de Xestoso, si bien esta tendencia no se reflejó en las ventas. Los puestos agotaron existencias rápidamente y hacia las doce del mediodía eran contadas las madas ofertadas. “Penso que a xente co mal tempo apurou a vir á feira, mercar e irse”, indicaban ayer desde la gerencia de la cooperativa de Valxestoso organizadora del evento.
Una muestra más de que está siendo una buena campaña para este producto que exhibió “pedigrí” en los concursos de madas y cestas fallados durante la jornada. Así en cuanto a la calidad de las madas los premios recayeron en Engracia González, Jorge Bouza, Virginia Pérez y Francisca Fernández.
Gandeiría Dureixa se llevó el primer premio en el certamen de cestas donde el jurado valoró la decoración y originalidad de cada iniciativa. Juan Pena Maroño y Celia Rodríguez ocuparon el segundo y tercer puesto, respectivamente.

Germán Castro, pregonero
Uno de los momentos destacados de la cita fue la lectura del pregón de las fiestas, a cargo, en esta ocasión, del periodista y exdirector de Diario de Ferrol, Germán Castro Tomé que vinculó el inicio de la festividad con la puesta en marcha del periódico. “Se temos un producto do campo tan rico e cunhas calidades inigualabeis temos que facer todo o posible porque este grelo cobre imaxe e sexa coñecido e consumido alén das nosas fronteiras’. Eso me comentaba o crego de Xestoso naquelas datas en que lle daba voltas ao que hoxe é unha obra consolidada”, recordó el pregonero. Tampoco faltaron alusiones en su discurso a las cualidades del producto “uns grelos que, de cabo a rabo, son pura manteca, sabroso manxar en calquera etapa do ano” de las que pudo dar buena cuenta en la degustación que posteriormente tuvo lugar en al carpa instalada en el campo de la fiesta del Canedo donde solo se vendieron en esta ocasión 450 raciones de las 800 de pasadas ediciones. “Os bares e os restaurantes enchéronse; a xente optou por resguardarse alí da choiva”, indicaban desde la organización.

Las ventas se disparan en la Feira do Grelo de Xestoso a pesar de reducirse la afluencia de público